sociedad

Carmina, la abuela de todos para alegrar la Navidad

Desde hace tan solo 48 horas, Carmina es la abuela de todos los canarios. Una maestra jubilada en la ficción, encarna, a su vez, a las madres y abuelas de Asturias, de Navarra…, de toda España. Su rostro ya es masivamente popular, desde que el lunes se estrenó oficialmente el spot del Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad, que repartirá 2.310 millones de euros. Es una historia emotiva que ha entrado en los hogares y tablets de millones de personas como un himno a la ternura en tiempos de baja intensidad humana.

Carmina (interpretada por Pilar, una actriz amateur de 84 años) cree que le ha tocado el Gordo, al escuchar y ver su número en la tele (en realidad, de una edición anterior) el 21 de diciembre, víspera del sorteo. Pero, ante su desbordada alegría, su familia -su hijo, su nuera, su nieto- y sus vecinos secundan la ilusión de la buena mujer, que nunca saldrá del equívoco. Irá en procesión al bar a festejarlo, y la estarán esperando avisados de su fantasía. Después, siguiéndole la corriente, acudirán todos a la peluquería del pueblo. “¿Donde está la tele?”, preguntará con razón. Así que le pondrán una cámara delante y dirá que está “como loca” tras ganarse el gordo y que se dispone a ir al faro con todos los vecinos “a pasarlo fenomenal”. En la fiesta del faro, llega el momento en que su hijo se dispone a decirle la verdad. Pero, entonces, ella le dice, en una secuencia que parte el alma: “A una madre hay que hacerle caso siempre, y yo soy mucho más feliz siendo esto para vosotros”. Carmina le entrega el falso número premiado y lo abraza dejando al hijo sin palabras.

Más noticias
Recomendaciones contra el calor

Este anuncio sentimental, de Santiago Zannou, el mismo director de El bar de Antonio (2014), que causó un gran impacto, nos reconcilia con la faceta más afectuosa de las personas en un tiempo de egoísmo y acritud.

El mítico anuncio de la Lotería de Navidad recupera toda su carga emotiva. Canarias es una de las comunidades que más ha visionado el spot. El perfil de la protagonista encaja con el prototipo de abuela y madre genuinamente canarias, donde decir “mi niño” y abrazar a un hijo significa lo mismo en todas las edades de la vida. De ahí el éxito que esta historia, filmada junto al mar, ha alcanzado en tan solo 48 horas en todas las islas.

El corto fue rodado en Tazones, Villaviciosa y Lastres, localidades asturianas. Pero Carmina parece una abuela nuestra, nos toca el corazón a todos los canarios.

“Las personas mayores solo desean que sus hijos estén bien”

Es una historia donde ver el fondo de ojo de las personas. Una historia que no se puede ver hasta el final sin llorar. Lo importante no es el premio, sino compartirlo con los tuyos, transmite este hermoso spot. “Todos los días vivimos historias así. Las personas mayores dejan de ser materialistas. Solo desean que sus hijos estén bien. Las madres son protectoras hasta el final, pierden la cabeza, pero no el corazón. Y cuando se crean una ilusión, les apoyamos en la alegría”, decía ayer Ana Belén, gerocultora de la Residencia Virgen de Begoña, de Santa Cruz.

TE PUEDE INTERESAR