ECONOMÍA >

El sector de la construcción, esperanzado con la nueva inversión al amparo del Fdcan

Los representantes de Fepeco con representantes del Cabildo palmero tras una reunión de trabajo. | DA

Cada puesto de trabajo generado en el sector de la construcción entre este año y el 2018, repercutirá en otros tres empleos indirectos en servicios. Esa es la expectativa de la administración insular y de la Federación Provincial de Empresas de la Construcción, reunidas en La Palma esta semana.

La contratación externa de los numerosos proyectos que se acometerán con los Fondos de Desarrollo de Canarias (Fdecan) en La Palma, además de la ejecución de obra, supondrá un revulsivo para la economía insular. Frente a quienes critican la externalización de la contratación de proeyctos, dejando en un segundo plano la actuación del Cabildo palmero o los ayuntamientos con mayor estructura de funcionarios, figura un hecho irrebatible: la lentitud burocrática, aderezada con las limitaciones de plantilla administrativa y técnica y la pasividad crónica de la administración pública y su, a veces, dudosa capacidad resolutiva.

Así lo entienden los empresarios y algunos funcionarios consultados, que hacen un ejercicio de autocrítica en el que reconocen la preocupante falta de control en el estricto cumplimiento de algunas obligaciones ligadas a los tiempos indefinidos para la realización de determinadas tareas.

El sector de la construcción en La Palma agrupado en la Fepeco, que como en el resto de Canarias empieza a salir de un complejo rpoceso de destruccicón de empleo gracias a la llegada de inversión pública y tras la virulenta crisis entre 2007 y 2015, ha mantenido esta semana varios encuentros de trabajo con el Cabildo, al que ha trasmitido la necesidad de la vigencia del Presupuesto de 2017, aprobado por el pleno semanas atrás.

“Mantener las empresas de la construcción en La Palma ha sido un ejercicio de valentía”. Así lo expresó el presidente de Fepeco, que reconcoe que durante los ocho años que trasncurrieron entre 2007 y 2015, “las empresas se han estado hundiendo, perdiendo dinero y con reducción de las plantillas de trabajadores, pero manteniendo vivas sus estructuras. Ha sido todo un acto de valentía”.  Para Fepeco, La Palma “tiene presente y futuro, su modelo económico tiene que evolucionar, ser modernizado y consecuente con su realidad social.Un mal entendido proteccionismo medioambiental paraliza cualquier iniciativa inversora,  que lleva siempre actividad empresarial y como consecuencia generación de empleo”.

Más noticias
Ordenan el sistema hidráulico insular para dotarlo de una mayor eficiencia

 

TE PUEDE INTERESAR