economía

España seguía la pista del telurio desde 2011, pero nunca informó a Canarias

España ya seguía desde 2011 la pista que finalmente condujo al hallazgo de las mayores reservas de telurio en aguas canarias, pero nunca ha informado al Ejecutivo regional sobre este asunto, a pesar de su enorme trascendencia geopolítica, dado el más que prometedor futuro de este material estratégico en sectores tales como la conectividad de la telefonía móvil o la mayor eficiencia de las placas de energía solar.

La impactante noticia, de la que en nuestro país solo se habían hecho eco hasta ayer DIARIO DE AVISOS y el ABC, provocó la reacción de instituciones como el Instituto Geográfico y Minero de España (IGME), que reconoció a Efe haber tenido conocimiento desde el principio de la década actual sobre la probable presencia del telurio en estos montes submarinos situados al sur de Canarias y que, en realidad, son parte del mismo fenómeno geológico que nuestro archipiélago.

Tales datos y la necesidad de argumentar ante Naciones Unidas la reclamación (ahora en trámite) de los derechos españoles sobre esta parte del océano Atlántico motivaron el súbito interés por estos fondos marinos, a tal punto que hasta en dos ocasiones fueron el objetivo de sendas campañas de investigación con buques oceanográficos de nuestro país. Precisamente, en una de ellas se cartografió por primera vez estos montes, que son diez aunque solo se sabía de los cinco más grandes hasta hace dos años.

A pesar de ese interés español, al que se aludía en distintas notas de prensa del IGME como costras de ferromanganeso, finalmente ha sido una nueva expedición, ahora liderada por el Reino Unido,aunque con participación de científicos españoles, la que confirma que, en la cima de uno de estos montes, Tropic, hay unas 2.670 toneladas de telurio, Ello supone hasta 50.000 veces más que la mayor reserva conocida hasta entonces de este mineral.

Hay muchas posibilidades de que la exploración del resto de estos montes submarinos provoquen nuevas y agradables sorpresas como la del telurio. DA
Hay muchas posibilidades de que la exploración del resto de estos montes submarinos provoquen nuevas y agradables sorpresas como la del telurio. DA

“En sus laderas y cima se encuentran extensos depósitos minerales de costras de ferromanganeso formadas durante últimos 30 millones de años. Los depósitos de óxidos de ferromanganeso de los fondos marinos representan la más importante fuente del planeta de elementos para la fabricación de productos de alta tecnología y aún están muy poco explorados”, detallaba en su día el IGME sobre los trabajos llevados a cabo y las expectativas despertadas. En el mismo comunicado, esta institución científica española añadía que “estos depósitos polimetálicos están formados esencialmente por nódulos de manganeso ricos en cobre y níquel y costras de ferromanganeso ricas en cobalto, telurio y tierras raras pesadas. Esta combinación de metales base tradicionales y el elevado enriquecimiento en elementos para la alta tecnología, convierte a los depósitos marinos de óxidos de ferromanganeso en objeto de interés para la ciencia y la sociedad”.

A Canarias, ni palabra

Sin embargo, que España ya estuviera tras la pista del telurio desde hace más de un lustro no parece que fuera suficiente como para informar, aunque solo por mera cortesía, al Gobierno de Canarias sobre un asunto que tiene visos de resultar trascendente para el futuro cercano de esta comunidad autónoma.

Fuentes del Ejecutivo regional consultadas ayer por este periódico explicaron que las noticias sobre este hallazgo les han llegado precisamente a través de los medios de comunicación, algo que entienden impropio, por lo que aseguraron que solicitarán explicaciones a Madrid en el arranque de la próxima semana. Tales fuentes añadieron que, como es natural, el Gobierno autonómico está muy interesado en conocer de primera mano cualquier dato al respecto, así como saber en qué situación se encuentra la reclamación presentada ante las Naciones Unidas, y que afecta a un territorio que abarca unos 296.000 kilómetros cuadrados.

Un dato que otorga aún mayor importancia a tal reivindicación es que Tropic está más allá de las 200 millas al tratarse del más meridional de estos montes submarinos, antecesoras de las actuales canarias y que datan de hace 100 millones de años. Como quiera que no rebasa las 350 millas, los derechos sobre Tropic sí pueden otorgarse a nuestro país.

Como recordará el lector, estos montes son considerados como las abuelas de Canarias y se formaron hace, aproximadamente, 119 millones de años, en concreto, Tropic tiene unos 50 kilómetros de diámetro, se eleva unos 4.300 metros desde el lecho del océano y su cima, donde se ha localizado el telurio presentado como una corteza cuyo grosor es de cuatro centímetros, se sitúa a unos 1.100 metros por debajo del nivel del mar. Un dato muy a tener en cuenta: ya sabemos que Tropic guarda este enorme tesoro mineral, pero lo normal es que el resto de estos montes también deparen más agradables sorpresas como las que nos ocupa. a la espera de nuevas expediciones que las confirmen.

Vázquez Figueroa: “Siempre será mejor que asesinar niños en el Congo”

Alberto Vázquez-Figueroa

El afamado novelista tinerfeño, autor de dos recientes obras sobre el coltán, valora el hallazgo de telurio y su relevancia para el futuro isleño

Tras despertar conciencias en medio mundo con sus dos recientes novelas sobre el coltán, tan escaso como fundamental para la telefonía móvil, el mundialmente conocido novelista tinerfeño Alberto Vázquez-Figueroa valoró ayer como muy importante el hallazgo de la mayor reserva mundial de un mineral estratégico como es el telurio en aguas canarias.

“No parece que esa profundidad de 1.100 metros sea un obstáculo insalvable para extraer el telurio -reflexionó al respecto el también submarinista- pero siempre será mejor que seguir asesinando niños en el Congo”. Para Vázquez Figueroa, cuyo conocimiento sobre geopolítica impregna con nitidez tantos de sus escritos, la noticia es realmente llamativa a tal punto que la ve como “de gran relevancia para el futuro de Canarias, si bien lo mejor será que tanto el Gobierno regional como el de España se apliquen para consolidar los derechos sobre este territorio, y más ahora”.

En cuanto a si este hallazgo podría motivar en alguna superpotencia un interés no deseable sobre Canarias, Vázquez Figueroa descartó problemas bélicos por esta causa, ya que a su juicio “hoy en día esas superpotencias garantizan su acceso a reservas de estas características sin necesidad de iniciar una guerra; además, las alianzas españolas disuaden a cualquiera de una ofensiva de esas características”.

Una curiosidad

A título anecdótico, aunque lo importante del telurio es, como se ha explicado, su enorme potencial para la telefonía móvil o la energía solar, este extraño mineral tiene una curiosa propiedad plenamente documentada por la ciencia: basta con la exposición a una ínfima cantidad de telurio como para que la persona en cuestión padezca de un fortísimo aliento a ajo durante semanas. Incluso, el olor es percibido un par de horas después de que el afectado abandone una habitación. Los expertos citan el caso de un obrero que trabajó en una fundición donde se añadía a mano el telurio y que, 53 días después de iniciar una baja, aún sufría ese desagradable olor en cuanto abría su boca.

TE PUEDE INTERESAR