Positivando

Naturaleza y felicidad

Hace unos días planificamos en casa una actividad con la idea de pasar el día en el monte con las niñas jugando y en contacto con la naturaleza. Hay que destacar la importancia de los lugares y entornos donde nos relacionamos y como estos mejoran nuestra calidad de vida, potenciado nuestro bienestar.

Hoy me gustaría centrar tu atención en una investigación que ha querido remarcar la relación existente entre la cantidad de contacto con la naturaleza en los entornos cotidianos de los niños y el modo en que gestionan y reaccionan ante elementos altamente estresantes.

Lo que se ha observado es que a más contacto tienen los niños y las niñas con la naturaleza y por decirlo de alguna manera, más natural siendo ese el entorno en el que nos movemos. Estos tienen mayor capacidad para gestionar las situaciones de estrés. Es decir los niños que tienen la posibilidad de disfrutar de un mayor contacto con áreas verdes sufrirán menos estrés que el que no tenga la posibilidad de pasar tiempo en contacto con el mundo natural. Como observamos la naturaleza empieza a jugar en estas situaciones un papel modulador.

Por lo tanto, los espacios verdes en un entorno residencial juegan un papel importantísimo en las experiencias cotidianas, ya que mejoran nuestra calidad de vida, esto hace que nos sintamos más satisfechos y podemos incluso ir más allá, pues nos permite gestionar el estrés de manera que este se transforme en estrés del bueno, ese que denominamos eustrés. Estas últimas zonas urbanas donde se potencian entornos naturales van a ser el amortiguador de los niños sobre las vivencias complejas y que puedan ser generadoras de estrés en los más pequeños.

Más noticias
Patria

Pero además si potenciamos zonas verdes, que potencien nuestras experiencias y las vivencias con la naturaleza en los niños de manera que cuanto mayor es el acceso de los más pequeños a las áreas naturales cercanas, mayor es su capacidad para sobrellevar situaciones adversas.

Sin duda entender que nuestros entornos vitales, esos lugares donde desarrollamos nuestra vida son importantísimos ya que influyen sobre nuestra salud general, tanto física como mental, por lo tanto, es muy importante que en nuestras ciudades creemos lugares donde se fomente la creación de espacios y zonas de esparcimiento, desde los centros escolares a los lugares de esparcimiento y ocio. Incluso fomentando la idea de que las empresas y nuestros lugares de trabajo dispongan de zonas verdes y lugares donde se potencien los espacios naturales.

Como vemos el diseño de nuestras ciudades, las políticas destinadas a crear zonas recreativas, lugares de esparcimiento adecuado y zonas que potencien experiencias significativas en nuestra vida, pero además que favorezcan nuestra conexión con nuestro momento presente, fomentando las experiencias hedonistas.

TE PUEDE INTERESAR