TENERIFE

La caída de viajeros de la guagua universitaria obliga a reajustar el recorrido para el próximo curso

GUAGUA UNIVERSITARIA
El trazado, en principio, abarca los distintos campus del centro académico, los colegios mayores y las principales áreas de residencia del alumnado. FRAN PALLERO

La Línea 610 de Titsa (conocida como el circuito universitario) fue creada hace ya bastantes años con el fin de facilitar a los estudiantes de la Universidad de La Laguna (ULL) el acceso a los diferentes campus y conectarlos, a su vez, con los distintos colegios mayores y las áreas donde residen la mayoría de los alumnos. Pese a que, en su momento, tuvo una incidencia importante, lo cierto es que en los últimos años se ha apreciado un claro descenso en el número de usuarios, motivado, en parte, por la aparición del tranvía. No obstante, esta caída se ha ido manteniendo en los últimos cursos y, de hecho, desde 2014 hasta el pasado año, la cifra de viajeros se redujo el 40%, según los datos a los que ha tenido acceso DIARIO DE AVISOS.

En concreto, el pasado año esta línea de guagua contabilizó 8.994 usuarios. Un año antes, el dato fue de 10.836 personas, mientras que en 2014 se contabilizaron 15.191 viajeros, lo que muestra una clara tendencia a la baja. Aún así, hay que recalcar que no todos los alumnos de la Universidad utilizan esta línea, sino que también se benefician de otras rutas, como son la 014 y 015 y las procedentes del Norte y Sur de la Isla, además, del tren ligero.

El circuito universitario presenta una ventaja frente al resto de líneas de guagua y tranvía: su tarifa bonificada. Cada trayecto tiene un coste de 40 céntimos, con la compra del bono correspondiente de cuatro euros para estudiantes de la ULL menores de 26 años, docentes y personal administrativo y de servicios. Este bono no incluye el derecho al trasbordo con otra línea de transporte público. Por contra, para el resto de trayectos de guagua y tranvía los alumnos de la Universidad abonan 90 céntimos por cada trayecto, siempre que sean menores de 26 años.

La gestión y financiación de la línea 610 se realiza conforme a un acuerdo suscrito entre el propio centro académico y el Cabildo de Tenerife, a través de la empresa Titsa. El convenio fue prorrogado hace dos años, pero se prevé que antes de que acabe 2017 se negocie y se valore la posibilidad de introducir cambios con el fin de ajustar el recorrido de cara al inicio del próximo curso académico, según adelantó a DIARIO DE AVISOS el vicerrector de Estudiantes de la ULL, Alfonso García. Además, apuntó la necesidad de reajustar los horarios de este trazado, ya que “hay algunos tramos en los que prácticamente no se utiliza”. Debido a ello, incidió en que para la próxima negociación del convenio planteará al Cabildo la necesidad de tomar medidas con esta línea de guagua, “que se creó, sobre todo, para acercar a los estudiantes de los colegios mayores y que ha ido a menos con la aparición del tranvía y otras líneas”. El responsable de la ULL añadió que otra de las peticiones que pondrá sobre la mesa en las conversaciones con la Corporación insular será la ampliación de las tarifas bonificadas con el fin de que los descuentos puedan llegar a más estudiantes de la ULL y que abarquen otros medios de transporte. “Vamos a solicitar que el bono de 40 céntimos, que se aplica en el circuito universitario, sea válido también para otras líneas de guagua y para el tranvía”, puntualizó García. Del mismo modo, añadió que otra de las demandas del centro es que de estas tarifas se puedan beneficiar los estudiantes mayores de 26 años, ya que en estos momentos esta es la edad tope para los descuentos. Así, precisó que esta última medida no supondría demasiada variación, puesto que se calcula que solo el 5% del alumnado supera los 26 años. Además, se solicitará que el mismo bono puesto en marcha por el Cabildo para los alumnos que proceden del Norte y utilizan la guagua -la medida se inició para reducir los atascos de la TF-5- se aplique con los estudiantes del Sur. Por último, el vicerrector se mostró confiado en que la Institución insular pueda incorporar algunas de estas demandas.

MÁS DE 350 ALUMNOS COMPARTEN COCHE DESDE EL NORTE

Alrededor de entre 350 y 400 alumnos matriculados en la Universidad de La Laguna, residentes en el norte de Tenerife, comparten coche para desplazarse a las instalaciones académicas. Así lo afirmó el vicerrector de Estudiantes, Alfonso García, quien precisó que estos datos se deducen si se tiene en cuenta que cerca de 150 vehículos están inscritos en la aplicación móvil creada por la Universidad para este fin. “Si en cada coche van entre dos y tres personas, se puede hablar de entre 300 y 450 alumnos, aproximadamente”. A ello se suman otros 250 jóvenes del Norte que usan la tarifa bonificada.

TE PUEDE INTERESAR