San Miguel de Abona

Llano del Camello acogerá el nuevo centro de Educación Especial de la comarca sur

Llano del Camello cuenta con una población de 3.000 habitantes y está situado en Las Chafiras, junto a la TF-1. DA
Llano del Camello cuenta con una población de 3.000 habitantes y está situado en Las Chafiras, junto a la TF-1. DA

El núcleo de Llano del Camello, en Las Chafiras (San Miguel de Abona), es el emplazamiento por el que se decanta el Gobierno de Canarias para levantar el centro comarcal de Educación Especial que sustituya al colegio Adeje, en Guargacho, cuyas instalaciones, tal como destapó este periódico, presentan graves deficiencias de espacio, que ha llevado, incluso, a la instalación de un barracón como aula, donde los niños respiran a golpe de aire acondicionado, y que los padres han llegado a calificar como un “criadero de pollos”.

A este centro, abierto en 2007 y con una capacidad máxima de 20 alumnos, acuden diariamente una treintena de niños y jóvenes, de entre 4 y 21 años, con una discapacidad psíquica y física severa. Los padres han denunciado que sus hijos se ven obligados a comer en un “pasillito” porque todos no caben en el comedor y han criticado que no se cumplan los requisitos legales en materia de accesibilidad, “ya que hubo que adaptar las instalaciones a toda prisa”.

Tras la información publicada por este periódico, y el llamamiento posterior de la Consejería a la colaboración de los ayuntamientos para que cedieran suelo y poder construir un colegio en condiciones, el ofrecimiento no tardó ni 24 horas en llegar desde los municipios de San Miguel, Granadilla y Arona.

Ahora, cuatro meses después, Llano del Camello (San Miguel), lugar en el que residen 3.000 habitantes, tiene todas las papeletas para ser el lugar elegido. De hecho, según confirmó ayer su alcalde, Arturo González, “estamos preparando la segregación de la parcela para que el Pleno apruebe en junio la cesión definitiva a la Consejería”. El regidor, que ha participado en diversas reuniones técnicas con Educación, destacó que la parcela, de 5.300 metros cuadrados, está situada junto al colegio Llano de las Naciones, en una zona en la que el municipio propone construir un nuevo instituto que alivie la situación de “colapso” del de Las Zocas.

La directora general de Infraestructura Educativa, Ana Dorta, señaló que el lugar, a priori, reúne los requisitos para edificar un centro de Educación Especial “digno, en condiciones óptimas y que ayude a la integración de los chicos”, aunque antes de dar el sí definitivo a la propuesta sanmiguelera, prefiere consensuarla con los padres y madres de alumnos, con los que se va a reunir en dos semanas. El plan B es un solar en Arona, junto al parque Las Águilas del Teide, si bien su ubicación, apartada de núcleos habitados, desaconseja su elección.

Acelerar los trámites

El presidente de la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA), Amadeo Barba, sabedor de que los técnicos consideran a Llano del Camello como el emplazamiento idóneo, ya ha pedido a la Consejería que acelere los trámites administrativos “para no empezar de cero” cuando se destine la partida presupuestaria. Esos trámites son, a partir de la cesión de suelo que debe aprobar en Pleno el Ayuntamiento de San Miguel, la redacción del proyecto, la obtención de la licencia de obra, la licitación de la misma y la ejecución de los trabajos. El tiempo estimado para todo el proceso administrativo es de tres años. Barba, que agradeció la implicación de la actual directora de Infraestructura Educativa, espera que, después del anuncio del inicio de las obras del nuevo instituto de Guaza y la apuesta del centro integrado de FP de Adeje, la prioridad “sea ahora de verdad” el colegio comarcal de Educación Especial.

Los padres logran instalar columpios especiales a través de donaciones

El centro de Educación Especial Adeje, en Guargacho, ya cuenta con dos columpios para uso lúdico y terapéutico de sus alumnos, gracias a la campaña Por un columpio especial, puesta en marcha por los padres en Navidades. Las donaciones de particulares y empresas permitieron hacer frente a su coste de 7.100 euros.

TE PUEDE INTERESAR