POLÍTICA >

El PSOE cumple con el pacto y el nacionalista Marcos Lorenzo es ya alcalde de Tijarafe

Momento de la jura del cargo del nuevo alcalde, Marcos Lorenzo, junto a la socialista, que le mira, Jenny García. | DA

El nuevo alcalde de Tijarafe es, desde mediodía de ayer, el nacionalista Marcos Lorenzo, que tomó el bastón de mando tras un emocionado discurso de su antecesora y ya ex regidora local, la socialista Jenny García, que no pudo contener las lágrimas en su despedida del cargo y en cumplimiento de un pacto que la coloca como teniente alcalde después de dos años de liderazgo municipal.
La escenificación del cumplimiento del pacto entre socialistas y nacionalistas con el reparto de la alcaldía y alcanzado en junio de 21015, tras las municipales, contó con la presencia de la secretaria insular de Coalición Canaria, Guadalupe González Taño, así como del secretario de organización del Partido Socialista en La Palma, Jorge González, además de la portavoz de los populares en el Cabildo y varios consejeros del Cabildo palmero.

El alcalde reivindicó, en su discurso y tras una votación en la que los tres ediles del PSOE sumaron sus votos a los cinco de CC para nombrarle regidor municipal de Tijarafe, la dignidad como un concepto universal que es necesario aplicar, más que nunca a la política. La expectación que la propia Jenny García generó por su silencio días de seis días y por sus dudas a la hora de entregar la alcaldía a Marcos Lorenzo, pasó a un segundo plano en una sesión plenaria seguida por numerosos vecinos, en la que todos los partidos políticos trasmitieron una imagen de normalidad institucional, con un llamativo discurso del portavoz del Partido Popular que estuvo muy alejado de cualquier posición crítica y que apostó por ofrecer su colaboración para cuantos acuerdos de futuro, y en beneficio del pueblo, sean necesarios. Eso sí, recordó en un registro político muy bajo, las bondades de la participación de sus concejales en un gobierno, algo que sí se dio durante la legislatura pasada y que días atrás tuvieron la esperanza de reeditar pero que no llegó a consolidarse.

Marcos Lorenzo dijo que “esto es un punto y seguido en un acuerdo que firmaron dos fuerzas políticas y que firmaron también unas personas y que tenían en su horizonte el 2019. En esta labor tengo que agradecer -dijo- el esfuerzo del Partido Socialista”. “Nadie nos pidió, cuando firmamos el pacto de gobierno, que fuéramos amigos, pero sí que fuéramos compañeros y que compartamos las cosas poniendo por encima de todo, separando lo político de lo personal”. En ese contexto detalló que “la política la hacen las personas porque la política es buena o mala en función de que seamos buenas o malas personas y todo eso como en cualquier faceta de nuestra vida se nota. Por eso tenemos que aspirar, por encima de todo, a ser buenas personas”.

Numeroso público y autoridades de todos los partidos políticos en la Isla se dieron cita en el acto. | DA

Marcos Lorenzo destacó su “ilusión” en esta etapa al frente del gobierno local los dos años de mandato que restan hasta las elecciones municipales de 2019, y aseguró que “este es el trabajo más bonito al que puede aspirar una persona, a trabajar y a representar a todos y cada uno de los vecinos de su municipio”.
El discurso de su socio de gobierno y desde ayer teniente alcalde con plena responsabilidad al frente del área de Asuntos Sociales, Jenny García, apenas sí podía contener las lágrimas para agradecer el honor que ha tenido en su etapa como alcaldesa, pero especialmente para agradecer los apoyos y las esperas familiares.

Pese a la emoción, logró resumir lo que en materia social se ha logrado en estos dos años de gobierno, con la próxima apertura en 2018 del Centro de Mayores del municipio de Tijarafe, y el desarrollo de exitosos proyectos en la Escuela Infantil Municipal. “Han sido dos años de enorme esfuerzo, de grandes satisfacciones que me han hecho crecer como persona”, añadió.

Por su parte, el portavoz de los populares, Carlos González, habló de los “días mediáticamente convulsos” que generó el silencio de Jenny García y las dudas a la hora de cumplir el pacto, del que él y sus otros dos concejales hubieran resultados beneficiarios subsidiarios, para luego asegurar, casí más en tono personal que en clave política, que “el pacto goza de buena salud” algo que “lo que nos alegramos porque es bueno para el municipio”.

Eso sí, reconoció que “hemos podido comprobar que la gestión hubiera sido mejor y más positiva con la participación del Partido Popular, y colocando veladamente en el acto el papel secundario que les ha tocado jugar en esta legislatura como resultado del pacto que en 2015 alcanzaron los socialistas y los nacionalistas tanto en Tijarafe como en otros cuatro ayuntamientos y en el Cabildo.

TE PUEDE INTERESAR