justicia y tribunales

Concluye el juicio al tuitero del ‘selfie’ con la nuca de Miguel Ángel Blanco

tuitero

El joven que publicó en la red social de Twitter que quería hacerse un ‘selfie’ con la nuca de la víctima de la banda terrorista ETA Miguel Ángel Blanco ha aprovechado su turno de última palabra en el juicio que ha acogido la Audiencia Nacional hoy en su contra para dirigirse al tribunal y decirle que “no son nadie” para juzgarle.

El fiscal del caso ha elevado a definitivas la petición de dos años de cárcel y ocho de inhabilitación para el tuitero por los delitos de enaltecimiento y difusión pública de terrorismo tal y como recogió en su escrito de acusación en el que dijo que los mensajes publicados provocaban “la realización de actividades terroristas” en claro menosprecio y humillación de las víctimas.

El acusado, que ha reconocido ser el dueño de la cuenta que se le atribuye, ha explicado una vez terminada la vista oral que no se arrepentía de la publicación de los mensajes. Su letrado, por su parte, ha pedido la absolución alegando que un tuit no puede ser delito y que estas expresiones se enmarcan dentro del debate de la libertad de expresión.

Entre marzo de 2013 y enero de 2015, publicó en su perfil abierto al público nueve comentarios tales como ‘Y me hundo…como la nuca de Miguel Ángel Blanco’, ‘#Quierounselfiecon la nuca de miguelangelblanco’, ‘Me meo en la AVT’, o ‘Responder a Esperanza Aguirre asesina de niños se te queda corta. Que vuelvan los GRAPO o ETA y te den tu merecido. Escoria’.

A finales de 2014 el acusado también se refirió al ataque contra la sede del Partido Popular cuando un coche se empotró contra la entrada del edificio de la calle Génova y dijo que había sido una lástima que las bombas no estallaran y que no hubiera nadie dentro. ‘Espero que al menos esto provoque un efecto llamada’, apostilló.

El día 7 de enero de 2015, refiriéndose al atentado yihadista contra el semanario Charlie Hebdo en Francia en el que fueron asesinadas doce personas, publicó: ‘Joder, en vez de tirotear #Charlie podían haber ido a la redacción de El Mundo o El País, mucho más productivo’.

TE PUEDE INTERESAR