CD TENERIFE

Montañés, cada vez más cerca de ser jugador blanquiazul

El castellonense puso punto y final a su andadura en el Espanyol. F. A.
El castellonense puso punto y final a su andadura en el Espanyol. F. A.

Paco Montañés está muy cerca del Club Deportivo Tenerife. El extremo de 30 años de edad rescindió contrato en el día de ayer con el RCD Espanyol, que decidió dejarlo sin dorsal el pasado lunes, y recalaría en la Isla firmando un contrato por las dos próximas temporadas. Es una de las piezas que le faltan a José Luis Martí.

Montañés, capaz de jugar en ambas bandas siendo siempre muy vertical e incisivo en ataque, algo de lo que carece el entrenador tinerfeñista a día de hoy, se adapta a la idea de fútbol que tiene el técnico balear. Además, su buena relación con Víctor Casadesús, con el que compartió vestuario la temporada pasadalogrando el ascenso con el Levante, es otro de los alicientes para un futbolista que ha vestido las camisetas de Alcorcón y Real Zaragoza en Segunda División, resultando vital en ambos conjuntos.
El Espanyol fijó sus ojos en él, pero el pasado curso optó por cederlo al Levante, donde una inoportuna lesión le impidió gozar de más minutos de los esperados. Por este motivo, solo pudo jugar completos dos de los 22 encuentros de los que dispuso, siendo sustituido en el resto.

A pesar de ello, hay plena confianza en él en el CD Tenerife. Capaz de ser una amenaza constante de cara a al portería rival, podría ser la primera pieza dentro de los jugadores que quedan por aterrizar en un club que quiere aspirar al ascenso a Primera División apuntalando su parcela ofensiva, la que más dudas ha dejado a lo largo de la pretemporada y por la marcha de jugadores como Anthony Lozano, Amath N’Diaye o Gaku Shibasaki.

Más noticias
El Tenerife presenta su equipación

Otros clubes, como Huesca o Sporting, habrían preguntado por él, pero el futbolista primaría el aspecto futbolístico al económico, de ahí su intención de convertirse en jugador blanquiazul.

Curiosamente, el Sporting de Gijón apostó muy fuerte por él -su fichaje se llegó a dar casi por cerrado- pero Montañés prefirió tratar de lograr un puesto en el Espanyol ya que estaba convencido de que podía ganarse la confianza de un Quique Sánchez Flores que, finalmente, prefirió a otros jugadores, dejánsolo sin dorsal a la espera de que llegara un trato amistoso con el equipo barcelonés que, finalmente, se produjo ayer.

El contrato que unía a las partes se alargaba hasta junio de 2018, pero desde el Espanyol se ha desvelado que la negociación para la rescisión ha sido muy sencilla, ya que Montañés quería firmar cuanto antes por otra entidad que quisera contar con sus servicios.
Al término del encuentro del pasado domingo ante el Deportivo de La Coruña, José Luis Martí señaló que esperaba contar esta misma semana con un nuevo jugador, que bien podría ser Montañés, cuyo agente ha reiterado que el aspecto económico no es lo más importante ahora mismo para su representado.

TE PUEDE INTERESAR