Puerto de la Cruz

“Yo hice algo que ya existía en el mundo y lo avancé poco a poco”

Wolfgang Kiessling nunca pensó que Loro Parque llegaría a ser el zoo mejor considerado del mundo. Andrés Gutiérrez

Sus inicios no fueron sencillos. Conseguir los terrenos adecuados y crédito de los bancos que no terminaban de confiar en su proyecto, no fue una tarea fácil. “Montar un negocio con éxito es muy difícil”, asegura el presidente de Loro Parque, Wolfgang Kiessling.

Cuarenta y cinco años después, los esfuerzos que realizó en los años 70 han dado sus frutos. La semana pasada el portal de viajes TripAdvisor le otorgó el premio Traveller’s Choice 2017 al considerarlo el mejor zoológico del mundo. Un reconocimiento que se une a muchos otros, entre los que destaca la certificación de bienestar animal otorgada por la entidad American Humane, siendo el primer zoológico en Europa es adquirir tal acreditación, debido a que desmiente la crítica de muchos activistas y confirma a cualquier visitante que los animales que viven en el recinto, ubicado en el Puerto de la Cruz, son felices y cuentan con los mejores cuidados.

Esta distinción ha sido el mejor regalo que podía recibir su presidente, quien hoy cumple 80 años. Kiessling confiesa que “nunca se imaginó” que su empresa se expandiría del modo que lo ha hecho. No solo porque empezó como un parque de papagayos y terminó siendo un gran zoológico, sino porque además, añadió nuevos perfiles de negocio, como el parque acuático Siam Park, ubicado en el Sur de la Isla; la adquisición del hotel Botánico en 1995; la apertura del restaurante Brunelli’s, especializado en carnes asadas en un novedoso horno, y proyectos en Las Palmas de Gran Canaria.

Sin embargo, él asegura que “no hizo algo tan nuevo, sino algo que ya existía en el mundo y fue avanzando poco a poco”. Entre otras cosas, porque “era una cabeza cuadrada” y en sus comienzos estaba interesado “en hacer algo solo de papagallos”.

Más noticias
2017, el año de las bienvenidas en Loro Parque

“¿Cómo puedo hacer algo únicamente con papagayos que sea tan extraordinario que el visitante de Tenerife tenga que visitar mi parque?”, pensó. Y de ese modo se le ocurrió poner la mayor colección de estas aves.

Restricciones actuales

En este sentido, conviene destacar que esos años no existían las restricciones actuales, la naturaleza “estaba desorbitante”, y aunque había gente “que anunciaba que íbamos a entrar en problemas, no se les prestaba tanta atención. Pero hoy el mundo ha cambiado y se ha triplicado en población”, sostiene Wolfgang Kiessling.

El presidente de Loro Parque y Loro Parque Fundación, una institución internacional sin ánimo de lucro creada en 1994, se considera un hombre afortunado. El zoológico ha superado los 47 millones de visitas y la fundación ha participado en numerosos proyectos para proteger especies en todo el mundo. Su último reto ha sido traer tres leones de Angola, para lo que fue necesario crear un ecosistema africano. El siguiente, cuyas obras empezarán en breve, será crear el hábitat idóneo para acoger hipopótamos pigmeos. Sus proyectos no terminan ahí. A sus 80 años tiene muchas ganas de seguir innovando.

TE PUEDE INTERESAR