POLÍTICA

“En Canarias han existido comisiones por obras públicas, y en su tiempo las cobraba el hombre del maletín”

Fernando Fernández
Fernando Fernández, expresidente del Gobierno de Canarias y neurólogo. / SERGIO MÉNDEZ

El neurólogo palmero Fernando Fernández lo ha sido todo en la política canaria: jefe del Gobierno regional con el CDS, diputado regional y nacional y eurodiputado con el PP. Ya retirado de la política activa, su crítico diagnóstico de la realidad canaria destila el valor de quien la conoce bien por dentro y por fuera. En esta entrevista, concedida a DIARIO DE AVISOS en su casa de La Laguna, disecciona a Coalición Canaria (CC), nacida de ATI “para conservar el poder siempre” y con “una red clientelar para enchufar” a sus afines y vivir del erario público. Cree que el de Clavijo es “el peor Gobierno que ha tenido Canarias” y que en La Laguna, con CC, “el Ayuntamiento se ha convertido en una casa de latrocinio que avergüenza”. Culpa a PP y PSOE de que Clavijo siga en el poder y augura que el día en que pacten esos dos partidos nacionales “CC desaparecerá”. Además, aboga por reducir a 32 el número de diputados en el Parlamento canario y que solo tengan sueldo el presidente de la Cámara y los portavoces de los grupos.

-Denuncia el presidente de Fepeco que en Tenerife hay miedo a criticar al poder político. ¿Usted ha tenido ese temor?

“Yo personalmente nunca lo he tenido. Pero es verdad que en Tenerife, más que en otras islas, el poder de ATI ha sido tan grande -cada vez lo es menos- que las organizaciones cívicas en general temen molestar al poder. Y eso es un hecho cierto. Incluso los alcaldes, sean del partido que sean, cuando opinan sobre el Cabildo y sobre el Gobierno canario en Tenerife son muy prudentes en sus juicios, porque ATI suele castigar al disidente”.

-Usted gobernó con el germen de CC, las AIC, y no lo apoyaron en la cuestión de confianza que planteó, por lo que tuvo que dejar el cargo de presidente del Gobierno canario…

“CC tiene su origen en la ATI, y ATI tiene como objetivo fundacional tener el poder”.

-¿No es eso acaso lo que pretenden todos los partidos?

“Pero los partidos nacen o han nacido sin tener el poder y luego alguna vez lo alcanzan. Pero ATI nace de una serie de alcaldes de UCD -un partido no nacionalista- que ya tenían el poder y su objetivo es conservarlo “.

-O sea, usted no vio nacionalismo alguno en las AIC…

“No. No eran nacionalistas y creo que siguen sin serlo en CC. Aunque hoy, en CC, tienen un conglomerado de todo”.

-De hecho, CC y PP comparten, sobre todo en esta provincia, un electorado común…

“Sí. En lugares donde ATI o CC es mayoritaria, el PP no crece y donde el PP es mayoritario, ATI o CC disminuye”.

-¿Y ese ánimo vengativo que usted atribuye a ATI también es contra quienes en otros partidos no gustan de pactar con ellos?

“Sin duda. Para los partidos de ámbito nacional que gobiernan en España, sea PSOE o PP, contar con el voto de CC es un buen negocio, les sale muy barato. Ese voto ha sido importante para mayorías absolutas o sacar adelante cosas sin ser acusados de gobernar con prepotencia”.

-Tras casi tres décadas de gobiernos de CC-ATI en una isla como Tenerife, ¿cómo evalúa el resultado?

“El resultado es una isla en retroceso y decadente. Pero, además, Canarias no ha abandonado el furgón de cola en casi todo. Aquí se han hecho grandes obras públicas de fondos europeos, negociados por gobiernos españoles. Y nuestras carreteras en Tenerife están en un pésimo estado”.

-¿Qué le parece que Carlos Alonso defienda que el Cabildo tinerfeño pague con fondos propios los más de 250 millones del túnel de cierre del Anillo Insular, obra de interés autonómico, pese a que el Gobierno estatal está dispuesto a financiarla?

“Eso es lo que ha dicho, ya veremos si lo hace. ATI hace muy bien la propaganda, a base de comprar periodistas”.

-Quiere Alonso licitar la obra…

“Sí, eso suena a tanto por ciento, al 3%”.

-¿Eso existe en Canarias, lo de las comisiones?

“Sin duda ha existido. No sé si ahora, pero en su tiempo se llamó el hombre del maletín. No se adjudicaba nada si no pasaba por él antes, y era un señor de Fuerteventura”.

-Usted es neurólogo y se ha ganado la vida así, pero ¿conoce a otros que han amasado una fortuna sin tener más oficio ni beneficio que la política?

“Por desgracia en Canarias a muchos”.

-La corrupción político-empresarial sigue siendo motivo de preocupación entre los ciudadanos, ¿la vio venir hace años?

“En CC más que corrupción lo que ha existido siempre son pequeñas corruptelas, el enchufismo, como contratar a sus afines como asesores del Gobierno o en otros puestos de las administraciones. Gente que vive del presupuesto público sin trabajar hay en todas las islas. No creo que este comportamiento exista en todos los partidos, CC ha tendido una red clientelar. Y Canarias podría estar todos los días en la prensa nacional por sus escándalos de diverso tipo”.

-¿Qué le parece el Gobierno en minoría de Fernando Clavijo?

“Es un Gobierno con las manos atadas, no legisla. Pero esto no es culpa solo de CC, le han ayudado y le siguen ayudando el PSOE o el PP. Pero tengo que decir, salvando el Gobierno que yo presidí, que cuando dije que el peor había sido el de Paulino Rivero, me equivoqué, pues lo peor no había llegado aún “.

-¿Cómo es que un partido con el 17% de los votos detenta el 100% del poder autonómico?

“Eso es culpa del PSOE y el PP. Si fueran capaces de ponerse de acuerdo y gobernar, CC sencillamente desaparecería. Y la mayoría de sus votantes lo comprenderían”

-¿Por qué nunca pactan PP y PSOE en el Gobierno regional?

“Yo quise hacerlo, y tenía un acuerdo para ello, pero Adolfo Suárez me dijo que no podía hacerse. Luego lo pretendió el PP con Bravo de Laguna y fue el PSOE el que se opuso. No se ponen de acuerdo PP y PSOE porque el votito de CC en Madrid lo pueden necesitar y les interesa llevarse bien”.

-CC es la más beneficiada del sistema electoral canario, ¿usted qué cambiaría?

“No hay duda de que este sistema beneficia a CC, tiene más diputados que PSOE y PP con menos votos. Pero para mí tiene más ventajas que inconvenientes. En sus orígenes tenía como objetivo equilibrar el desarrollo de las islas y redistribuir el poder de manera que no favoreciera solo a Tenerife y Gran Canaria, como había sido durante la dictadura. La UCD fijó el 3% regional y el 15% insular para obtener representación, porque quería que el Partido Comunista y Asamblea Majorera entraran en las instituciones. Y entonces había ocho grupos parlamentarios y once o doce partidos y la primera legislatura estuvo llena de crisis. Aquello fragmentó mucho el Parlamento canario y se hizo ingobernable. En 1994 yo propuse, y luego se aprobó en 1996 cuando yo ya estaba en el Parlamento Europeo, una elevación de las barreras al 30% insular y 6% regional, de acuerdo con diputados del PSOE, para luego bajarlo al 25% y el 5%. Y quedaron unos topes muy altos, aunque no son antidemocráticos ni inconstitucionales; hay sentencias del Constitucional que así lo avalan. Hay que bajar los topes pero no al 3%ni al 15%”.

-¿Sin tocar la triple paridad?

“La triple paridad no es mala, pero se podría mantener bajando a 32 el número de diputados. ¿Para qué queremos un Parlamento de 60 diputados que no legisla y se reúne una vez al mes? Y a menor coste. Y si además tienen la decencia de suprimir los sueldos”.

-Podemos ha propuesto reducirlos; dos veces. Y se ha rechazado dos veces.

“Los diputados en Canarias nunca tuvieron sueldo en las legislaturas de 1983 a 1991, hasta que yo me fui, en las primeras legislaturas. Recibían solo dietas. En 1995 se pusieron los sueldos. Deberían tener sueldo solo el presidente del Parlamento, y los portavoces de los grupos. Y nadie más. Los diputados trabajan ocho o diez días al mes”.

-El 44,6% de la población canaria vive en riesgo de pobreza y exclusión social, según la tasa Arope. El comisionado del Gobierno canario contra la pobreza alega que es un fenómeno planetario…

“Cuando escuché eso me dije: otro enchufado que no sabe de lo que habla. Claro que hay pobreza en todas partes, pero de lo que hablamos es del reparto desigual de la riqueza en unas islas que reciben 13,14 o 15 millones de turistas al año, pero con unos males tan graves y profundos que resulta difícil explicar por ahí fuera por qué somos una de las regiones más pobres de la UE”.

-¿Por qué estamos a la cola?

“Aquí, salvo un caso concreto, no ha habido en el empresariado canario el interés de promover una organización que dedique a construir, gestionar y explotar hoteles”.

Fernando Fernández
Fernando Fernández, expresidente del Gobierno de Canarias y neurólogo. / SERGIO MÉNDEZ

-CC dice que está dando los pasos para cambiar el modelo productivo para reducir la pobreza. ¿Qué responsabilidad tiene en este asunto el partido que ha gobernado siempre?

“Toda. Lo del cambio de modelo productivo lo vengo escuchando desde siempre. Pero métanselo en la cabeza: no hay otro modelo. Tendremos que seguir viviendo del turismo porque es nuestra mejor fuente de riqueza. Lo incomprensible es que el sector turístico esté en manos de peninsulares y baleares”.

-También en la sanidad pública estamos a la cola, la peor valorada de España. ¿Qué hacer contra las listas de espera?

“Nuestro sistema sanitario lo tiene todo para ser excelente: personal, infraestructuras y equipamientos. Pero no hemos resuelto el problema de las listas de espera, que es de gestión. Creo que hay un problema: la colusión entre la sanidad pública y la privada, pues muchos sectores de la sanidad privada están o estuvieron muy próximos a los gestores de la sanidad pública, y es evidente que ahí hay una confluencia de intereses. No digo que haya que prescindir de la sanidad privada ni de los conciertos, pues los necesitamos para atender a toda la población, pero sí habría que ajustar esa relación, para evitar el solapamiento de intereses que siempre ha habido”.

-¿Debe haber una moción de censura en La Laguna contra CC, teniendo en cuenta asuntos como el caso Grúas?

“Fui votante de Ana Oramas porque fue una excelente alcaldesa. Después de eso cada vez hemos ido a peor y hemos llegado a una situación en la que basta caminar por las calles para ver que los baches duran años. El Ayuntamiento de La Laguna actual es para sentir vergüenza; el lagunero tiene que sentirse avergonzado no solo por la gestión sino por todas las cosas que están pasando ahí dentro y han trascendido a la opinión pública”.

-¿Ve usted la Televisión Canaria?

“Nunca, porque me parece mala, de escaso interés. Francamente, creo que la RTVC se creó para ser un instrumento al servicio del gobierno de turno y no lo ha dejado de ser. Nunca me han llamado a participar en un programa de esa televisión”.

-Pues no sé si esta entrevista le ayudará a que eso ocurra. ¿Qué le parece la polémica sobre la RTVC y la continuidad de su presidente?

“Me ha parecido extraño el voto del PSOE, absteniéndose de destituirlo en el último pleno. Es evidente que están ocurriendo cosas en la RTVC que ni están bien explicadas, como no explicó el PSOE bien su voto”

-¿Usted se imagina como presidente del Gobierno adjudicando un contrato de 144 millones?

“Está claro que el presidente de un gobierno no debe ser quien adjudique un contrato así. Y en la RTVC para eso debe estar el Consejo Rector”.

-¿Ve salida a la situación convulsa de Venezuela?

“Fui observador de Naciones Unidas durante cuatro años y me mandaron allí hace unos años a las elecciones de las que salió la actual Asamblea Nacional. Venezuela es un país que, siendo de los más ricos del mundo, hoy está en quiebra, y hay hambre, no hay medicinas y con una criminalidad mayor que en Siria o Irak”.

-¿El problema del chavismo es que ya no está Chávez o el problema es el chavismo en sí?

“Es que el chavismo sin Hugo Chávez es como el franquismo sin Franco. Yo me llevé bien con Chávez, en el sentido de que cada vez que iba, e iba mucho, nos pasábamos horas charlando en su comedor austero, a pesar de todas las diferencias que tenía con él. Chávez era un hombre interesante, curioso, con el que se podía hablar de los problemas del mundo; pero Maduro es un analfabeto”.

Neurólogo, político y radioaficionado

Fernando Fernández Martín nació en Santa Cruz de La Palma en 1943. Se licenció en Medicina y Cirugía por la Universidad de Navarra, y se diplomó en Neurología en Barcelona y París. Fue profesor de Neurología en Navarra y de Patología Médica, y de Neurología, en la Universidad de La Laguna. Desempeñó la jefatura de del Servicio de Neurología del Hospital Universitario de Canarias. Entre 1983 y 1994 ocupó un escaño en el Parlamento autonómico. Presidió el CDS de Canarias y el grupo parlamentario del PP. Ejerció como presidente del Gobierno canario de julio de 1987 a diciembre de 1988, tras perder una cuestión de confianza. Fue dirigente regional del PP entre 1991 y 2004 y directivo nacional entre 1994 y1999. Formó parte del Parlamento Europeo diez años. Le han condecorado con el Collar de la Orden de las Islas Canarias y la Medalla del Senado de España, entre otras distinciones. Prestigioso radiaficionado, presidió la Unión de Radioaficionados Españoles, actividad en la que ha logrado varias veces el campeón del mundo. Vive en La Laguna.

TE PUEDE INTERESAR