La Orotava

Linares baraja la expropiación de la Cueva de Bencomo si no hay acuerdo

La consejera Josefa García y los arqueólogos Carlos García y Efraín Marrero durante la visita al BIC realizada el miércoles pasado con Diario de Avisos. Sergio Méndez

El alcalde de La Orotava, Francisco Linares, confía en llegar a un acuerdo de compra con los propietarios de los terrenos donde se ubica la Cueva de Bencomo para evitar la expropiación, una opción que no se descarta al ser un Bien de Interés Cultural (BIC). Se trata de los herederos de Juan Bautista Hernández, quien lo adquirió en 1929, según la escritura de aceptación de herencia, y en 1941 se la traspasó a sus hijos.

“Esperemos que no tengamos que llegar a eso sino que logremos un acuerdo, ya que es una zona de recuperación histórica para Canarias importantísima y seguimos pensando que el mirador de Humboldt es el lugar idóneo para instalar el centro de interpretación”, opinó Linares.

Tras la limpieza y posterior prospección arqueológica que se acometió en la que fuera la residencia del penúltimo mencey de Taoro, utilizada durante siglos como aprisco de ganado, se encontraron más de 200 piezas de la época aborigen, tal y como desveló ayer DIARIO DE AVISOS. Entre ellas, restos de cerámica, fuego, y animales además de cuentas de collares y obsidiana, además de paredes labradas, un dato que hasta el momento no había sido registrado en ningún documento o texto.

El mandatario villero aseguró que hasta el momento no habían contactado con los dueños porque se estaba en la fase de limpieza del lugar. No obstante, dijo que “son muchos y unos van por un lado y otros por otro”. Por eso, prefiere esperar a que nombren un portavoz que hable en nombre de todos ellos ya que eso facilitará un convenio posterior.

Más noticias
El asfaltado del segundo tramo de la TF-5 empieza el día 27 y durará 10 meses

Pese a que esta persona ya está designada, y su nombre es Norberto Hernández Lorenzo, tal y como reveló este periódico el 16 de febrero, el alcalde de La Orotava “no tiene entendido oficialmente que haya un portavoz. Cuando lo tengan, nos sentaremos a hablar. Nuestra disposición de diálogo es absoluta teniendo en cuenta de que estamos ante una oportunidad única por el interés que tiene la Dirección General de Patrimonio del Gobierno de Canarias de impulsar este proyecto y levantar allí el primer museo de sitio de Tenerife”, sentenció.

Pero la versión de Hernández es muy diferente. El representante de la familia confirma que desde el Ayuntamiento de La Orotava nadie se ha puesto en contacto con él “pese a que hay funcionarios que sí saben” que es el portavoz. Por el contrario, sí lo ha hecho la consejera insular de Patrimonio, Josefa Mesa, para pasarle la documentación a fin de autorizar las tareas de limpieza en el BIC. También a comienzos de año el alcalde de Santa Úrsula, Juan Acosta, cuando todavía se pensaba que la cueva se situaba en este municipio, para trasladarles su interés en la parte del barranco en donde están las oquedades y pedirles que propusieran un precio para estudiar su posible adquisición.

La familia está dispuesta a vender la finca de 6.500 metros cuadrados para que el BIC se mantenga y no siga olvidado como hasta ahora. Y es consciente de que para ello es indispensable llegar a un entendimiento con el Consistorio.

“Antes de llegar a la expropiación hay que hacer negociaciones, una tasación, y ponerle un valor a los terrenos”, sostuvo Hernández, y por eso espera que algún responsable se ponga en contacto con él, ya sea para hacerles directamente una oferta o al menos para decir “ya sabemos que son ustedes, vamos a intentar sentarnos y dialogar”, algo que hasta el momento no ha ocurrido.

Más noticias
Encuentran restos de cerámica, fuego y animales en la Cueva de Bencomo

Nuevas prospecciones

El director general de Patrimonio del Gobierno de Canarias, Miguel Ángel Clavijo, aseguró a este periódico que en los presupuestos del próximo año su departamento contará con ficha financiera para continuar con las prospecciones arqueológicas en la Cueva de Bencomo y avanzar con la línea de trabajo diseñada y con el proyecto del museo de sitio.

Clavijo mostró sus satisfacción por los hallazgos encontrados en el BIC pese a que había muchas personas incrédulas, incluso en el pasado, “que planteaban que el lugar tenía mucha basura y que ahí no iba a aparecer nada”, y citó como ejemplo hasta el propio Luis Diego Cuscoy, padre de la arqueología canaria.

Sin embargo, esta primera exploración demuestra que el método arqueológico, cuando se aplica bien y con paciencia, da buenos resultados, aunque sabe que “queda mucho por hacer todavía”. En este sentido, remarcó el compromiso del Cabildo con este proyecto que, esperó, “tenga un final felíz”.

TE PUEDE INTERESAR