economía

“Nuestra competencia no es la isla de enfrente, sino Australia y Singapur”

Ricardo Melchior (izq.) y José Carlos Francisco, ayer, en la sede de la CEOE antes de la intervención del presidente de la Autoridad portuaria. SERGIO MÉNDEZ

El presidente de la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife, Ricardo Melchior, destacó ayer las “sinergias importantes” de los puertos de Gran Canaria y Tenerife, y descartó que sean competidores entre sí. “En esta economía globalizada tenemos que ser atractivos, porque nuestra competencia no es la isla de enfrente, sino Australia, Singapur y muchos otros sitios”, manifestó minutos antes de participar en una conferencia ante la junta directiva de la CEOE tinerfeña.

Respecto al puerto industrial de Granadilla, Melchior se reafirmó en las declaraciones realizadas la semana pasada a este periódico y, junto a la actividad de reparación y mantenimiento de las plataformas petrolíferas (hasta ocho esperan en Santa Cruz para su traslado al Sur), destacó el valor estratégico del nuevo muelle para facilitar la construcción de parques eólicos de una forma más sencilla y a un coste más económico.

“A principios del próximo año comenzarán a descargarse aerogeneradores de gran capacidad, cuyas torres y palas no pasan por los túneles de Güímar, y que son fundamentales para incrementar las infraestructuras de energías renovables en nuestro sistema”, indicó.

Ricardo Melchior se mostró convencido de que el Ministerio de Fomento dará finalmente luz verde a la instalación de la planta regasificadora en Granadilla, ya que, a su juicio, los reparos puestos por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia se deben a que “se ha tardado mucho tiempo en gestionar los permisos y es preciso actualizar los datos”. Eso sí, manifestó que esa autorización “no puede durar un mes ni 15 días, sino una semana”.

El presidente de la Autoridad Portuaria también comentó las “muchísimas esperanzas” que hay depositadas en el sector de la reparación naval. En ese sentido, recordó que Granadilla albergará el mayor dique flotante de Canarias, de 300 metros de longitud, lo que permitirá atender cruceros y petroleros de gran tamaño. Según informó, hasta ahora en los muelles de las Islas se pueden reparar embarcaciones de 150 metros.
Melchior aportó un dato muy clarificador con cifras que indican que la reparación naval es un sector claramente en auge en los puertos de la provincia: el año pasado funcionaban seis empresas especializadas en arreglo y mantenimiento de barcos y plataformas y ahora, en cambio, hay más de 60.
Sobre las grandes estructuras petrolíferas que empezarán a llegar en breve al Sur, indicó que en el futuro no desaparecerán de Santa Cruz, “pero habrá muchas menos”. “A mí, particularmente, las plataformas no me gustan mucho, pero cuando compruebas los puestos de trabajo que generan y la economía que mueven, me encantan; siempre serán mucho más bonitas que la cola del paro”, concluyó.

Más noticias
Este mes llegan las primeras plataformas petrolíferas al puerto de Granadilla

Por su parte, el presidente de la CEOE tinerfeña, José Carlos Francisco, indicó que el puerto de Granadilla es una instalación “largamente esperada” y se mostró seguro de que servirá para reforzar la economía de la Isla.

Solo en tres días de noviembre no llegarán cruceros a Santa Cruz

Además del valor estratégico y económico para Tenerife del puerto de Granadilla, Ricardo Melchior destacó ayer el comportamiento de los cruceros en la capital: “Hoy había cuatro y el viernes serán cinco; solo habrá tres días en noviembre sin cruceros. Todos los demás hay”, señaló el presidente de la Autoridad Portuaria.

TE PUEDE INTERESAR