La India

Nueva Delhi planea rociar agua para combatir la alta contaminación

EUROPA PRESS

Las autoridades de India han anunciado este viernes que el Gobierno planea rociar agua en la capital, Nueva Delhi, desde una altura de 100 metros para tratar de combatir la capa tóxica de contaminación que ha provocado una emergencia medioambiental.

Las quemas ilegales de cultivos en las zonas agrícolas de los alrededores de Nueva Delhi, el uso generalizado de vehículos en una ciudad con un sistema de transporte público deficiente y las numerosas construcciones son las principales causas que han provocado está crisis.

“La aspersión de agua es la única manera de reducir los peligrosos niveles de contaminación”, ha asegurado la ministra de Medioambiente, Shruti Bhardwaj, que ha destacado que se trata de una medida sin precedentes.

Nueva Delhi, que cuenta con 22 millones de habitantes, ha estado cubierta durante los últimos cuatro días por una espesa capa de aire gris. Durante la jornada de hoy, la embajada estadounidense en el país, ha contabilizado niveles de contaminación del aire de 523, cuando el límite de lo que sería “bueno” se encuentra en 50.

Esto podría provocar ataques de corazón, cáncer o enfermedades respiratorias. Los niveles de contaminación del aire se han mantenido constantemente en una categoría “peligrosa”, a pesar de las medidas emprendidas por el Gobierno, como reducir a la mitad el número de obras que se realizan en la ciudad, restringir el tráfico de vehículos o incrementar el precio de los aparcamientos para fomentar el uso del transporte público.

La circulación de camiones comerciales se ha prohibido en la ciudad, a no ser que transporten mercancías de primera necesidad. El departamento de Transporte de Nueva Delhi también ha reservado días para la circulación de vehículos con matrículas impares y otros días para la circulación de los pares. Esta medida se impuso con éxito en China hace diez años para tratar de combatir el exceso de tráfico y la contaminación.

Más noticias
Estudian 'tirar' de los pozos que están parados si persiste la sequía

Un tribunal propuso este jueves al Gobierno que considere la posibilidad de producir lluvia artificial en la ciudad, algo que ya se ha hecho en ciudades bastantes contaminadas como Pekín. La directora del Centro de Ciencias y Medioambiente de Nueva Delhi, Anumita Roychowdhury, ha asegurado que esta medida ayudará a mejorar la situación, pero no resolverá nada.

Roychowdhury ha advertido de que deben aprobarse todas las medidas de control que sean necesarias para garantizar la calidad del aire lo antes posible. El ministro de Sanidad de la ciudad, Satyendra Kumar Jain, ha denunciado que las personas que más sufren las consecuencias de la contaminación son las que viven en los núcleos urbanos, al tiempo que ha advertido de que los hospitales están atendiendo miles de casos por enfermedades respiratorias.

“La única solución que nos queda es rociar agua en la calles, sobre todo en las carreteras con tráfico denso”, ha afirmado Kumar Jain. El alcalde de Nueva Delhi, Arvind Kejriwal, describió la ciudad como una “cueva de gas” durante la reunión de urgencia que tuvo a principios de esta semana con el Gobierno Federal y las autoridades de los estados de alrededores para abordar posibles soluciones.

Numerosos vecinos y empresas privadas han solicitad a las autoridades que se instalen máquinas que purifiquen el aire. “He instalado seis purificadores de aire en mi casa, cerca de las ventanas, pero aún tengo los ojos irritados”, ha contado una vecina de la ciudad, Ranveer Singhal.

Según un informe del Banco Mundial publicado en 2016, cerca de un millón de personas han muerto en India debido a la contaminación del aire desde el año 2013, lo que ha provocado pérdidas económicas de un 7,7 por ciento del PIB del país.

Más noticias
Estudian 'tirar' de los pozos que están parados si persiste la sequía

Después de que el Centro de Control de la Contaminación asegurase que la calidad del aire podría deteriorarse en el transcurso de esta semana, numerosos organizadores de festivales de música han optado por cancelar los eventos previstos. El turismo también se ha visto afectado. “Muchos turistas están cancelando sus reservas para las vacaciones de Navidad”, ha contado el presidente de la asociación de empresas del sector turístico, Pronab Sarkar.

TE PUEDE INTERESAR