superconfidencial

144

Miren, aquí, en Canarias, la intervención del Gobierno en Cataluña y el artículo 155 de la Constitución importan un huevo. Aquí lo que importa es el 144. Quiero decir, los 144 millones de euros del contrato de contenidos de la Televisión Canaria, que se disputan la SER y colaboradores y Roures y colaboradores. Dos empresas optan a la morterada, que por un tema sentimental dicen que, de momento, se inclina por la SER y Cía, en la que entran La Provincia y algunos que otros personajillos que no dan puntada sin hilo y a los que hemos echado de comer durante años. Todos godos. Hablo, naturalmente, en metáfora. Pero Clavijo debería mantenerse al margen y dejar que trabajen los técnicos, por la cuenta que le tiene, que bastante deberá luchar contra las grúas -que no son molinos, Sancho, que son gigantes-. De otra parte, la empresa concesionaria actual, en la que participa Canarias 7. No sé si Roures merece el contrato, pero si en vez de un asunto de televisión fuera la cosa un concurso de feos se lo llevaría él. Oiga, es que son 144 millones de euros. Pero es que detrás hay más: empresas de comunicación y otros medios que se nutren, subsisten y subsistirán gracias a los millones en litigio, si apoyan al Gobierno. Por eso, y va por ustedes, aprovechen y compren lotería que acabe en 144, porque sale. Igual que les salió el ciego a los senadores con el 155. Habría que añadir, como aquel del bingo: “Por el culo te la jinco”, pero no me atrevo.

TE PUEDE INTERESAR