Candelaria

Díaz Guerra califica de “ilegales” las viviendas de Bajo la Cuesta

El subdelegado del Gobierno colaborará en asegurar el talud, pero recuerda a los vecinos la sentencia que le da la razón a Costas para recuperar el dominio público marítimo-terrestre

El subdelegado del Gobierno, Guillermo Díaz Guerra, recordó a los vecinos de Bajo la Cuesta que “sus casas son ilegales” al estar sujetas a una sentencia firme que concede a Costas la recuperación del dominio público marítimo-terrestre”.

Ese recordatorio se produjo la semana pasada en un encuentro mantenido por la representación del Gobierno central en la provincia,con el propio Guillermo Díaz Guerra y Teresa Sánchez, jefa del Servicio Periférico de Costas, con Mari Brito y Fernando Alduán, alcaldesa y concejal de Urbanismo de Candelaria, respectivamente; y Mary Quijada, presidenta de la asociación de vecinos de Bajo la Cuesta.

En la citada reunión, el gobierno municipal de Candelaria expuso la necesidad de obtener la prórroga – pedida el martes día 12- de la ampliación del plazo para iniciar los trabajos de protección y estabilización del talud de Bajo la Cuesta ante las dificultades para cumplir el plazo (próximo día 20) otorgado por la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar para comenzar las obras y terminarlas en tres meses. Díaz Guerra, pese a la advertencia de ilegalidad de las viviendas que ocupan ese terreno, señaló que “no tendrá dificultades para ampliar el plazo de la autorización, porque se debía a motivos de fuerza mayor, por problemas jurídicos”.

El Ayuntamiento de Candelaria dispone de una concesión del espacio de dominio público marítimo-terrestre de la zona del talud perteneciente a la empresa Endesa, por un período de 30 años, que tendrá que reparar y por el cual deberá abonar 29.000 euros en esos años, aunque corría el riesgo de perder tal concesión si no comenzaba la obra el próximo miércoles, algo que ahora no ocurrirá entre otras razones porque no será hasta el día 27, al tramitarse por urgencia en el pleno ordinario, cuando se de el visto bueno a la adjudicación de la empresa que realizará las obras, dado que la semana pasada no se pudo reunir la mesa de contratación al no llegar por correo las ofertas de las cuatro empresas invitadas al proceso urgente de licitación.

En la reunión, el subdelegado mostró la disposición del Ejecutivo central “a colaborar en la solución al problema suscitado en el talud”, si bien Díaz Guerra puso sobre la mesa el hecho de que “Bajo la Cuesta está afectada por un expediente de recuperación posesoria del dominio público marítimo-terrestre existiendo sentencias firmes sobre casas del lugar”, algo de lo que los vecinos son conocedores, aunque mantienen una disputa jurídica por cambiar esa sentencia.

Díaz Guerra recordó que hasta ahora ha sido “la Administración central la única que ha respondido a la petición de ayuda solicitada por el Ayuntamiento de Candelaria a otras administraciones para actuar en el talud de Bajo la Cuesta”, algo que no han hecho ni el Gobierno de Canarias ni el Cabildo.

El Ayuntamiento de Candelaria actuará en los 1.016 metros cuadrados que pertenecen a Costas (54.410 euros), pero no hará lo mismo en la parte de Dani Ran (900.000 euros), como ha anunciado Mari Brito.