economía

Canarias, en alerta ante la merma de fondos europeos

Los eurodiputados canarios Juan Fernando López Aguilar y Gabriel Mato piden mantener la guardia en alto ante las consecuencias del‘brexit’

UNIÓN EUROPEA
Unión Europea. / REUTERS

2018 será un año clave para lograr afianzar el papel de las nueve regiones ultraperiféricas (RUP) en la Unión Europea (UE). Con una Europa inmersa en un proceso de cambios derivado de nuevos desafíos, como, por ejemplo, el brexit, se hace imprescindible coordinar esfuerzos entre las RUP para defender su encaje en la UE.

En este marco, Canarias ya esta preparada. Este fin de semana se celebrarán en las Islas varias reuniones de alto nivel decisivas para las RUP y el lunes, el titular del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, que ocupa la Presidencia de la Conferencia de Presidentes de las RUP, encabezará, en Santa Cruz de Tenerife, la reunión de los ministros de Agricultura de Francia, España y Portugal para determinar la posición que fijarán ante la previsible modificación de la Política Agraria Común (PAC) a partir de 2020.
Para el periodo 2014-2020, las RUP disfrutan de unos fondos de 13.300 millones de euros, de los que algo más de 3.800 millones recaen en Canarias. El principal reto del Archipiélago es que estas ayudas no se reduzcan, en un contexto de nuevas amenazas como el brexit (que disminuirá el presupuesto comunitario cerca del 10%), la inmigración irregular, el paro juvenil o la incorporación de nuevos países con dificultades de renta, como es el caso de Polonia y Rumanía.

En concreto, la salida de Reino Unido de la UE supondrá una merma considerable de millones de euros, que los británicos dejarán de aportar. Por ello, Canarias quiere, con la reunión de mañana, perfilar la postura de los tres países y determinar que la reforma de la PAC no suponga una merma en las condiciones que mantiene el Archipiélago y el resto de regiones ultraperiféricas en la UE. Un posicionamiento que, sin duda, le trasladarán al presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, que visitará Canarias en junio, precisamente, para conocer la posición de las RUP. Por todo ello, la preocupación en el seno del Gobierno de Canarias por la posible pérdida de los fondos que la UE destinará a las RUP a partir de 2020, cuando se apruebe el nuevo marco presupuestario, es máxima. El propio Fernando Clavijo reconoció el pasado jueves, durante un desayuno de trabajo con los agentes sociales, que estos fondos están en peligro, pero advirtió de que luchará “con uñas y dientes” para defenderlos. El eurodiputado socialista Juan Fernando López Aguilar calificó ayer de “lícita” la preocupación del Ejecutivo regional, y aseguró, incluso, que el Gobierno “hace lo correcto al mantener la guardia”, según declaró a DIARIO DE AVISOS, porque la situación de incertidumbre es muy elevada en el seno de la UE y el marco financiero está disminuyendo. Aun así, avanzó que es “tremendamente” difícil que se pierdan los 3.800 millones de los denominados fondos RUP, “puesto que esto significaría que la UE eliminaría todas las ayudas de todos los sectores”.

No obstante, López Aguilar explicó que para entender la situación a la que se va a tener que enfrentar el Archipiélago en los próximos años hay que analizar el contexto general de la UE en el último periodo. En este sentido, apuntó que Europa sigue apostando por un planteamiento muy “restrictivo” y “reductivo” de su marco financiero, a pesar de que las necesidades y los objetivos han aumentado. “Han bajado las partidas en todos los sectores: defensa, agricultura, investigación y desarrollo, infraestructuras…, y los fondos cuando llegan, llegan tarde y mal. La UE no está, actualmente, a la altura de sus compromisos”, afirmó.

El momento álgido de las RUP fue en los años 80 y 90, en la Europa de los 12, donde los tres países con regiones ultraperiféricas (Francia, España y Portugal) se unieron para defender las políticas regionales. Para López Aguilar, la situación comienza a complicarse con las sucesivas ampliaciones de la UE cuando aparecen más países con regiones, cada una de ellas con sus singularidades, y que reclaman ayudas. Hay que tener en cuenta que Croacia, por ejemplo, tiene muchas islas; o Grecia o Italia. Islas con menor densidad de población y con las que las RUP tienen que competir. El caso es que si a un presupuesto restrictivo de por sí, en un entorno donde hay más regiones que piden ayudas, le unes el hecho de que aún se desconoce cuál va a ser la factura del divorcio del Reino Unido con la UE, la preocupación es “lícita”. Otra cosa, añadió López Aguilar, es la “eficacia” con la que se gestionan y distribuyen esos fondos, “con lo que no puedo estar de acuerdo puesto que su nivel de ejecución es nefasto”. “En la mayoría de las ocasiones se pierde el dinero porque no se presentan proyectos ni se ejecutan”, explicó. “El Gobierno de Canarias en este caso no hace bien su trabajo y con un nivel reiterado de baja ejecución de los fondos saltan las alarmas en la Unión Europea”.

El eurodiputado del PP, Gabriel Mato, precisó que para defender la posición del Archipiélago en la UE en un entorno difícil, con problemas de globalización, la crisis de refugiados o los populismos, es clave la defensa del artículo 349 del Tratado de Lisboa, “al que siempre podemos recurrir para la defensa de las especificidades Canarias”.

Los agricultores piden que se protejan las producciones

La Coordinadora de Organizaciones Agrarias y Ganaderas de Canarias (COAG) reclama una reforma de la Política Agraria Común (PAC) a partir del 2020 que proteja las producciones europeas, ante la reunión de mañana de los ministros.