wikileaks

Ecuador concede la nacionalidad a Assange tras pasar casi seis años recluido en la Embajada de Londres

De esta forma, Assange perdería la condición de asilado que obtuvo en 2012, puesto que un país no puede conceder asilo a sus ciudadanos

EUROPA PRESS

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, habría conseguido la nacionalidad ecuatoriana, según se desprende de un documento oficial al que ha tenido acceso el diario ‘El Universo’ y de una fotografía que ha publicado él mismo en Twitter en la que luce la camiseta de la selección ecuatoriana de fútbol, después de pasar casi seis años recluido en la Embajada de Londres como asilado.

‘El Universo’ asegura que Assange posee una cédula de ciudadanía y “fuentes confiables” han detallado incluso el número con el que aparece identificado en el Registro Civil de Ecuador. El ‘hacker’ consiguió este documento el 21 de diciembre de 2017, de acuerdo con los registros citados por el rotativo local.

De esta forma, Assange, australiano de nacimiento, perdería la condición de asilado que obtuvo en 2012, puesto que un país no puede conceder asilo a sus propios ciudadanos. Pero no perdería la protección que le ha otorgado Ecuador todos estos años ya que, como nacional suyo, el país puede hacer uso de la protección diplomática.

La noticia se conoce apenas un día después de que la ministra de Exteriores de Ecuador, María Fernanda Espinosa, revelara que el nuevo Gobierno de Lenín Moreno busca una mediación internacional para resolver la “insostenible” situación de Assange.

El anterior Gobierno, presidido por Rafael Correa, concedió a Assange asilo político en 2012 pero Reino Unido, donde se encontraba en esos momentos, se negó a concederle un salvoconducto para que viajara a Ecuador alegando que debía ejecutar una orden de detención cursada por la Justicia sueca.

Estaba acusado en Suecia de varios cargos de abuso sexual, entre ellos una supuesta violación, la acusación más grave. En estos años, la Fiscalía sueca ha archivado todas las causas contra Assange, bien por prescripción, bien por falta de pruebas.

Sin embargo, Reino Unido ha aclarado que en cuanto el fundador de Wikileaks ponga un pie en suelo británico será detenido porque las autoridades británicas también le acusan de violar las condiciones de su libertad condicional, lo que ha prolongado su estancia en la Embajada ecuatoriana en Londres.

Assange está recluido desde 2012 en la sede diplomática porque alega que, de ser detenido, será extraditado a Estados Unidos, que le persigue por publicar de miles de documentos clasificados sobre las guerras en Irak y Afganistán que fueron filtrados a Wikileaks.

Su estancia en la misión ecuatoriana se ha “complicado”, según ha reconocido Espinosa, en los últimos tiempos debido a los pronunciamientos políticos de Assange. Los comentarios que hizo a favor de la independencia de Cataluña tensaron las relaciones entre Quito y Madrid y llevaron al nuevo Gobierno de Lenín Moreno a pedirle que guardara silencio.