Política

Garzón pide un nueva estrategia para frenar la caída de Podemos

El líder de IU pide a Podemos tomar medidas para revertir el desgaste provocado por el proceso independentista catalán

Alberto Garzón, líder de Izquierda Unida, considera que Podemos debe crear cuanto antes una nueva estrategia política para frenar el desgaste que la formación morada sufre en los últimos meses y que se manifiestan en las últimas encuestas publicadas. Este argumento será una de las líneas principales que Garzón presentará el próximo sábado ante el Consejo Político de IU y con el que se pretende llamar la atención sobre la necesidad de actuar frente a las consecuencias negativas que el procés está generando en el partido dirigido por Pablo Iglesias.

El coordinador federal de IU sostiene que la popularidad de Podemos ha caído considerablemente en los últimos dos años, mientras que su partido, IU, se mantiene estable. A ojos de Garzón, Iglesias está apelando al “patriotismo” por un lado, pero al mismo tiempo apoya a los políticos catalanes detenidos por supuesta sedición. Eso, ha dicho, “refleja un cierto y preocupante desgaste” de Podemos, algo que a su juicio “no puede ignorarse en ningún caso”. Garzón ha llamado a la reacción, para tratar de “revertir” esa situación. Por tanto, señala directamente al proceso independentista como causante de ese “deterioro” del partido de Iglesias.

Garzón añade que sería un error considerar que esa tendencia es producto “únicamente de errores discursivos” o que “es un fenómeno inevitable”. Por ello reclama poner fin a la ambigüedad en el debate territorial. A su juicio hay que hacer una “apuesta meridiana” por una España federal y plurinacional. Se trata de ofrecer “una propuesta clara y en positivo” a esta cuestión.

Garzón considera necesario abrir una “fase de esperanza” en la que “la izquierda recupere la iniciativa política”, porque hay un importante nicho de votantes de izquierdas que están desmovilizados”, votantes a los que hay que “atraer con nuestra propuesta”.

Así, aunque sigue apostando por la confluencia entre ambos partidos, admite que la militancia de IU “exige claridad sobre el futuro”. Garzón propone que la puesta en marcha de las medidas culmine antes de finales de marzo.