La camiseta del jefe

Un gesto ciertamente elegante, delicado. Un detalle bonito que no ha sido valorado en su verdadera (y justa) dimensión

El lógico enfado de Bermúdez

Escribió Javier Cercas que necesitamos un acuerdo mínimo sobre el pasado porque quien no sabe de dónde viene no sabe adónde va; pero, sobre todo, porque el pasado inmediato no ha pasado, es una dimensión del presente sin la cual el presente está mutilado

El pegamento que se echa en falta

Hay quienes, a raíz de lo sugerido ayer, aquí, No quería preocupar a mi madre, han llegado a la conclusión (gratuita) de que se manejan bengalas independentistas cuando se critica que el Estado trate a los canarios como menores de edad, a los que no se debe contar según qué asuntos -lo del telurio, por ejemplo-

No quería preocupar a mi madre

No quería preocupar a mi madre y se ha enterado toda España. Así, con un simple tuit, resumió días atrás José Coronado (el actor) la que se le vino encima tras sufrir un infarto; y algo parecido habrán pensado quienes en los pasillos ministeriales

En China refresca por la tarde

Quienes han estado en China cuentan que allí refresca por las tardes; si es así, y parece que sí, la alcaldesa de Güímar bien podría llevarse una rebequita porque, como dicen las abuelas, no le va a sobrar

Una de las tres sin cebolla

Así se multiplique o divida miles de veces, tres hamburguesas pero una de ellas sin cebolla no son cuatro hamburguesas. Aquí, en las afueras de Porrúa o en Sri Jayawardenepura Kotte (capital de Sri Lanka) la cebolla no suma

La polilla y los otros sin saberlo

Fotosensibles, conscientes de que un golpe de luz podría matarlos, los otros de Alejandro Amenábar sobreviven a la extraña enfermedad que padecen refugiándose en la penumbra, cuidándose de no abrir

En la sala de desespera

Las secundarias de las primarias socialistas están condicionándolo todo, importando poco si la lupa se pone allá o acá, lejos o cerca, porque con los actores principales sentados en la sala de espera -o de desespera, ya tú sabes- de abril a julio los vasos que unen los distintos escenarios son especialmente comunicantes

Mejores que los peores, pero mejorables

A la categoría de justicia, de lo justo, se llega por reflexión, experiencia y razón. Solo de esta manera se está en condiciones de reconocer lo que es verdaderamente justo -así lo expresó, y bien explicado está, Platón-.

La gestión de la centralidad

En política es más complicado conservar la centralidad que alcanzarla; y si te la juegas con los ejércitos de Coalición el grado de dificultad aumenta exponencialmente.