La jugada de Torres

La jugada de Torres

El secretario general de los socialistas canarios esconde su relación con Coalición Canaria

Que vuelva el calvo

Queridísimo Calvo, ignoro si vive o no; y, caso de no haber fallecido, como así lo espero, desconozco dónde reside, aunque imagino que habrá pasado los últimos años en cualquier

Que se dice fea

Fea, lo que se dice fea, es la mala costumbre de apadrinar informes que no tienen sobrino, madre, suegro o nuera que los sostenga, aguante o mantenga

La reincidencia de los engañados

Atendiendo a sus potencialidades como herramienta de dominación, lo simbólico solo puede ejercerse con la complicidad de los que lo sufren o compran sin hacerse demasiadas preguntas, dejándose llevar

Chiquito chiquito

Conscientes de que el recién aterrizado secretario general regional los ha encerrado en el trastero, allí donde no se les vea ni escuche, no vaya a ser que alguno se le cruce en sus aspiraciones, los socialistas tinerfeños han aprovechado las primarias para atrincherarse, te da cuén

Tarzán en Nueva York

Hoy, hijo de Tarzán y de Jane, es secuestrado y enviado a Estados Unidos para que actúe en un espectáculo circense, con lo que a sus padres no les queda otra que viajar a la gran ciudad (a Nueva York, en este caso)

El borrador del borrador

Ladies and gentlemen, los canarios hemos venido a la WTM deseando dejar atrás las incertidumbres que generan el brexit, la quiebra de Monarch, el comportamiento de otros mercados, las crecientes incógnitas que suscita la pérdida de conectividad -que arrastran consigo algunas decisiones de las compañías de referencia- o la depreciación de la libra frente al euro

Gracias por preguntar

El mail se envió en mayo de 2014, pero ha trascendido ahora. Joe, de veintitrés años, tuvo la ocurrencia de escribir un correo al Gobierno de Dinamarca

Vacas gordas prestadas

Fue a raíz de la publicación del informe europeo de la lucha contra la pobreza, y fue preguntarse en alto cómo es posible que aquí, en las Islas, coincidiendo con las vacas más gordas que jamás haya disfrutado el sector turístico, a cuatro de cada diez canarios les ronde la guadaña de la exclusión social