Santa Úrsula

Juan Manuel Acosta, alcalde de Santa Úrsula: “El pacto AISU-ADS ha sido lo mejor que pudo pasarle al municipio”

Natural de Los Llanos de Aridane, en La Palma, Juan Manuel Acosta sentó sus raíces en Santa Úrsula por cercanía con la Universidad de La Laguna

Juan Manuel Acosta, alcalde de Santa Úrsula (AISU). | Sergio Méndez
Juan Manuel Acosta, alcalde de Santa Úrsula (AISU). | Sergio Méndez

Natural de Los Llanos de Aridane, en La Palma, Juan Manuel Acosta sentó sus raíces en Santa Úrsula por cercanía con la Universidad de La Laguna, donde estudiaron sus tres hijos, y buenas comunicaciones. Anteriormente vivió en San Miguel de Abona, Los Realejos y La Gomera por su profesión, la medicina, que también lo motivó a entrar en política, ya que, al ver tantos enfermos, pensó que podía ayudar a la gente desde otra perspectiva y, de paso, liberaba un poco su cabeza. “Craso error”, reconoce, aunque le ha servido para afianzarse como persona y ver otra realidad, que no es precisamente el lado más amable de la política: el de los servicios sociales, concejalía en la que se desempeñó durante dos mandatos, 2003-2007 y 2007-2011, pero nunca estuvo liberado por este cargo, que compatibilizó con su trabajo en el centro de salud de La Corujera, donde estuvo durante 36 años.

-¿La solución al exceso de flúor en el agua en Pino Alto lo ha librado de un dolor de cabeza importante?

“Sí, era fundamental para el municipio y para este Gobierno (AISU-ADS), que tiene tres pilares fundamentales: el bienestar social, la sanidad pública y el empleo. Ha sido un caballo de batalla con el que tuvimos que luchar desde el principio, porque nos encontramos con un expediente que se había cerrado por no aportar el Gobierno anterior (PP) una serie de documentación. Creímos conveniente seguir todas las recomendaciones de las administraciones superiores, que nos marcaron una serie de inversiones y compromisos. La población puede quedarse tranquila de que el agua es apta para el consumo, a excepción de esa restricción por el flúor para menores de 8 años”.

-¿Santa Úrsula tiene un déficit en materia de saneamiento?

“No somos de los peores municipios. En un momento se empezaron a realizar obras en la Tosca Barrios, Tosca Ana María, Tosca de la Iglesia y Rambla Doctor Pérez. Ahora el siguiente paso es hacerlo en Lomo Hilos y las calles Víctor Zurita y Acero, con una inversión de 300.000 euros. Y así, poco a poco se irá invirtiendo con el Consejo Insular de Aguas hasta que se consigan las ratios que quiere Europa”.

-¿Es la primera vez que el municipio tiene un reglamento de participación ciudadana?

“Hubo uno con la Agenda 21, porque, además, fuimos un municipio puntero en implementarla. Pero en un momento determinado no se siguieron todas las directrices marcadas y se quedó parada. Actualmente, en base a algunas de estas normas, el Cabildo ha elaborado un documento y lo ha llevado al área de Participación Ciudadana. Está aprobado inicialmente y ahora mismo en exposición pública. Si no hay alegaciones, en menos de 15 días se tendrá el órgano de Participación Ciudadana, donde los vecinos podrán aportar y decidir todo lo que concierne a la política local”.

-¿Eso supone que los vecinos podrán participar en el Pleno?

“Sí, por supuesto, a través del Consejo Municipal de Participación Ciudadana, cualquier iniciativa que se presente con 48 horas de anticipación se podrá debatir en sesión plenaria”.

-¿Es cierto que se va a quitar la línea urbana 380 de Titsa que une el casco con La Corujera?

“Me gustaría que la población fuera consciente de la cantidad de bulos que se lanzan con el único fin de perjudicar al buen entendimiento entre los vecinos. Y hacerlo, además, asegurando que el Cabildo y yo hemos firmado para que se elimine una línea que además es importante, no tiene nombre, porque lo que hemos hecho justamente es trabajar para potenciarla. No obstante, muchos vecinos ya han recibido llamadas de una empresa que está realizando estudios para mejorar la movilidad en la zona norte. Por lo tanto, desmiento rotundamente este bulo lanzado por personas empeñadas en buscar un protagonismo de la forma que sea. Y me parece deleznable que lo hagan de esa manera y utilizando en las redes sociales perfiles falsos que ya todos conocen”.

-¿Se ha contemplado poner líneas urbanas que conecten el centro con La Quinta, donde cada vez vive más gente?

“La mejora de la movilidad está contemplada en todo el municipio. La empresa ha hecho un estudio de campo y nos trasladará las medidas para todo el municipio. Las trabajaremos conjuntamente con los vecinos y veremos cuáles son las que más nos conviene implementar”.

-Hablando de La Quinta, ¿cuándo se recepcionará la urbanización por parte del Ayuntamiento?

“A mí me gustaría dar una respuesta exacta, pero la solución no está únicamente en nuestras manos, caso contrario, ya lo habríamos hecho. Hay un problema enquistado con La Quinta Roja (la parte más nueva) y hemos tenido varias reuniones con la promotora Acciona. Tenemos que tomar una determinación y no quiero esperar más tiempo, y así se lo trasladaré a los vecinos si no llegamos a un acuerdo con la promotora, que tiene que cumplir con sus obligaciones. Porque las veces que se ha intentado llegar a un acuerdo se ha fracasado, por un motivo o por otro, pero en breve tendremos una reunión con ellos y espero que salga una solución definitiva que los vecinos están esperando y que el Gobierno está deseando”.

-¿Por qué se ha retrasado tanto la construcción de la rotonda de la Cuesta de la Villa?

“Es un proyecto que depende del Cabildo de Tenerife y en el que el Ayuntamiento no ha parado para buscar una solución. Salieron los tres proyectos, el de Santa Úrsula, La Victoria y La Matanza, que fue la primera que se terminó. En la rotonda de La Victoria hubo que hacer algunas modificaciones y la empresa rescindió el contrato. Llevó un tiempo llegar a un acuerdo y, como consecuencia, se tuvo que rectificar el proyecto inicial. Días atrás me enviaron el proyecto definitivo para que el Ayuntamiento informe. Y lo estamos intentando hacer lo más rápido posible, para que salga a licitación cuanto antes con el fin de que la construcción se inicie antes de final de año. Dentro del viario que hay que modificar, este es primordial”.

-¿El empleo es aún el principal problema del municipio?

“El empleo es uno de los principales problemas y, por lo tanto, una de las prioridades de este Gobierno, que desde la Agencia de Desarrollo Local se intenta mejorar. Estamos muy contentos con los planes de formación, tanto presenciales como online, y para emprendedores. Es un conjunto de medidas que hemos puesto en marcha, con una inversión de más de un millón de euros, y hemos conseguido bajar el desempleo en el 16,8%. Pero hay más de 1.600 parados y tenemos que disminuir esta cifra. Para ello trabajamos con el comercio y la pequeña y mediana empresa, para reactivar la economía y crear puestos de trabajo”.

-¿Los alumnos del CEIP Mencey Bencomo podrán tener una cancha en condiciones el próximo curso escolar?

“Eso también fue una lucha con el Gobierno de Canarias y el Cabildo, aunque siempre hubo buena sintonía en relación a este proyecto. En los próximos días comenzarán las obras, ya que está lista el acta de replanteo y la intención es que estén terminadas en el próximo curso escolar”.

-¿Y las canchas de pádel que se construirán en el polideportivo El Calvario cuando se reforme, serán municipales?

“En principio tenemos que buscar la fórmula para ello. Pero si no puede ser, ya buscaremos la mejor opción para que todos los vecinos se vean beneficiados, incluso con una escuela municipal. Pero todo dependerá de que el Estado abra la mano con las contrataciones, que ahora mismo las tenemos bastante limitadas pese a ser un Ayuntamiento saneado y sin deudas de ningún tipo. Pero al ser un municipio de menos de 20.000 habitantes, hay muchas competencias que tenemos que solicitar al Gobierno central”.

-¿Le afectó que finamente se comprobara que la Cueva de Bencomo pertenece a La Orotava y no a Santa Úrsula?

“Eso se llevó a un estudio a través del Cabildo y del Gobierno de Canarias en el que participaron técnicos municipales. En un momento determinado se cedió a este Ayuntamiento una parte de los terrenos que no se escrituró, pero ahora nos hemos enterado de que, al parecer, ni siquiera eran los verdaderos dueños. Lo que es la cueva en sí está en La Orotava, pero el acceso, en la calle Taoro, pertenece a Santa Úrsula. Y está claro que si en el futuro museo de sitio quieren hacer el acceso por nuestro municipio, tendrán que contar con nosotros sí o sí”.

-¿Qué balance hace de los tres años de mandato?

“Sin hacer alarde, es bastante positivo, aunque queda mucho todavía. Hemos conseguido mantener los servicios de ancianos, la teleasistencia, las ayudas a domicilio, las escuelas infantiles y el acompañamiento de mayores. A ello se unen el fomento del empleo y una revitalización del comercio y la actividad enogastronómica. Estamos realizando obras de eficiencia energética por todos los barrios y de saneamiento. También es muy importante la accesibilidad, y en este campo se han corregido muchas deficiencias. Tenemos proyectos ilusionantes para sacar adelante, como el parque Mencey Bencomo, que será multidisciplinar, inclusivo y accesible al 100%, con juegos para niños con diversidad funcional y un espacio para mascotas, y la puesta en marcha de nuevos aparcamientos públicos, como el de La Corujera, para lo que ya está el terreno comprado. Hemos determinado uno en cada barrio y los próximos en sacarse serán el del Farrobillo, La Vera, el casco, y Cuesta la Villa, además del parking disuasorio que proyecta el Cabildo detrás del cementerio”.

-¿No le queda ningún proyecto trascendental por realizar en el municipio?

“Yo no soy partidario de grandes proyectos, sino de que se resuelvan los que hay, como la reforma del cine teatro, porque queremos ser un referente en toda la zona norte. Creo que me puedo sentir satisfecho y los ciudadanos también, pero todo esto no sería posible sin una estabilidad política, que permite que el pueblo se preocupe de que los políticos estén al tanto de sus necesidades y no de rencillas internas. Es un logro importante que cualquier vecino se dé cuenta de que ahora se habla de Santa Úrsula por otras cosas, mientras que antes solo se hacía de una manera concreta”.

-Usted gobierna con un concejal de Alternativa Democrática de Santa Úrsula (ADS-NC). ¿Volvería a suscribir el pacto si gana las elecciones en 2019?

“En un principio pusimos las bases de este pacto, cuya prioridad eran las personas. Si había algún tipo de discrepancia, nos reuníamos y la aclarábamos. Tengo que reconocer que el concejal de ADS, Juan Jorge Afonso, nos ha puesto las cosas muy fáciles y trabajamos en equipo. Por eso, a pesar de que muchos esperaban y querían que el pacto no durase nada, se han sentido defraudados, porque llegaremos hasta el final del mandato y lo haremos muy bien. No me importaría repetirlo si finalmente AISU gana las elecciones, porque ha sido muy fructífero para el municipio”.

-Y con la oposición, tanto el PP como el PSOE, ¿también existe paz, después de la tormenta de años anteriores?

“Existe una paz diferente, con matices, pero realmente tampoco han colaborado lo suficiente, pese a que se le ha tendido la mano en muchas cosas, aunque ellos digan que no y voten en contra o se abstengan en cuestiones relevantes, como la eficiencia energética y la aprobación del reglamento de participación ciudadana. Pero no hay crispación como en años anteriores y finalmente será la población la que elija en su momento. Por parte de este Gobierno, la mano sigue tendida”.