gran canaria

Detienen en Gran Canaria a una mujer por encerrar a un hombre en su casa, herirle y robarle

La víctima apenas recibía alimentos y agua
Rescate 'in extremis': sacan al conductor de un vehículo que cayó al agua
Agentes Guardia Civil
Dos agentes de la Guardia Civil, en una imagen de archivo. Edu Botella / Europa Press

Agentes de la Guardia Civil de Agüimes, en Gran Canaria, detuvieron el 31 de diciembre a una mujer como presunta autora del delito de robo con violencia e intimidación, delito de detención ilegal y delito de malos tratos en el ámbito familiar o violencia doméstica a un hombre en su vivienda de Carrizal, en el municipio de Ingenio.

La detención se cuando sobre las 12.16 horas una vecina del Carrizal requirió la presencia policial al escuchar a alguien pedir auxilio desde el interior de una vivienda, quien aseguraba que estaba sufriendo agresiones por parte de la persona que convivía con él, según informó la Guardia Civil en nota de prensa.

Una vez en el lugar, los agentes comprobaron que había una persona en el interior que requería auxilio inmediato y que manifestaba no tener llave para abrir la puerta, por lo que la Guardia Civil tuvo que acceder al interior del inmueble forzando la puerta de entrada.

Tras entrar en la vivienda, los agentes encontraron al hombre que requirió el auxilio ensangrentado, señalando el mismo que la persona con la que convivía, una mujer con la que no tenía relación afectiva, lo tenía encerrado en contra de su voluntad desde hacía dos meses, sufriendo agresiones por parte de esta en numerosas ocasiones con el uso de un martillo, un cuchillo e incluso de algún tipo de líquido que le había producido lesiones en la cara, además de que en dicho tiempo apenas había recibido alimentos y agua.

Así, en el marco de las gestiones policiales para esclarecer los hechos, los agentes reunieron varios indicios que apuntaban a que la supuesta autora de los hechos hacía uso de una tarjeta bancaria, que le había sustraído al auxiliado, y que había obtenido el código de acceso a través del uso de la violencia.

De este modo, la presunta autora de los hechos, tras ser localizada con posterioridad en el lugar, fue detenida y puesta a disposición del correspondiente Juzgado de Instrucción en funciones de guardia de Telde.

Por último, apuntan que a la víctima le constaba dos reclamaciones judiciales, por lo que fue puesto a disposición del mismo juzgado en funciones de guardia.

 

TE PUEDE INTERESAR