sucesos

“Cualquier cosa que hayan visto puede ser clave”: la familia de Anna y Olivia pide ayuda para localizarlas

Los expertos creen que es clave lo que pasó entre las 20.00 y las 21.00 horas del 27 de abril, ahí centra su trabajo ahora la UCO
Anna y Olivia, las niñas desaparecidas en Tenerife

El portavoz de la madre de las niñas desaparecidas en Tenerife, Joaquín Amills, declaró esta mañana en los micrófonos de Canarias Radio La Autonómica que las pistas facilitadas por la población que crea haber visto a Tomás Gimeno junto a sus hijas son clave para la investigación policial. “Aunque la persona dude de si era o no el padre, las coincidencias de varios testigos acotan el círculo en el mapa para la Guardia Civil”, aseguró.

Además, efectivos de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) trabajan desde Madrid revisando los datos del móvil de Tomás Gimeno, así como de las cámaras de seguridad en las que pudo quedar registrado algún movimiento que ayude a dar con el paradero del padre y las niñas desaparecidas.

Según ha desvelado el programa Espejo Público de Antena 3, no existe un “dato objetivo” de que Tomás pudiera haber contado con la ayuda de un cómplice para llevar a cabo su huida teniendo en cuenta los datos extraídos hasta el momento del teléfono.

Los expertos se centran en una hora, de las 20.00 a las 21.00 horas del martes 27 de abril, en la que, según el periodista Alfonso Egea, podría estar la clave de lo que realmente sucedió.

En las últimas hora ha trascendido un importante detalle respecto a las últimas horas en las que se tiene constancia de que el progenitor estuvo en la Isla. Y es que según ha informado Telecinco, la Guardia Civil ha descubierto que Gimeno regresó a la vivienda de sus padres para dejar a sus perros sin que estos se dieran cuenta. Se percataron posteriormente al encontrar al can en el jardín de la casa. Al parecer, ocurrió entre las 19.30 y las 21.30 del día de la desaparición.

También se ha descubierto que el padre de las pequeñas tenía pareja debido a los mensajes de despedida: “Voy a estar bien; voy a estar donde siempre he querido”. No obstante, las autoridades ya la ha descartado como posible cómplice.

TE RECOMENDAMOS