EL JARDÍN

Una herencia le iba a cambiar la vida: fallece una indigente sin saber que era millonaria

Por el momento, el Estado se ha quedado el dinero, hasta que aparezca algún heredero válido

Una persona sin techo rebusca en un contenedor de basura en Tenerife. / DA
Diario de Avisos

Una mujer indigente de 49 años ha fallecido en Estados Unidos sin saber que era millonaria. Y es que las autoridades no lograron encontrarla a tiempo para entregarle la herencia de 730.000 euros de la que era la única beneficiaria.

Según publica Elcaso, Catherine Boone, que así se llamaba esta mujer, había tenido que vivir en la calle durante años por problemas económicos. En las últimas semanas su estado de salud había empeorado porque padecía una enfermedad de tipo respiratoria y falleció sin saber esta noticia.

Desde la muerte de la madre de Boone, en 2016, se le buscaba para hacerle entrega de la herencia que le habría podido sacar de la indigencia. Ni fotografías ni redes sociales sirvieron para encontrarla.

En una entrevista, el padre de la fallecida ha lamentado que su hija no haya podido usar el dinero de su madre para vivir mejor y luchar por su vida en condiciones dignas.  Dice que “sus problemas respiratorios sumados a sus problemas de adicción a las drogas acabaron costándole la vida.”.

Por ahora, el dinero sigue en manos de estado de Oregón, de donde era esta mujer, hasta que se dé con el paradero de algún otro heredero válido.