santa cruz

Amelie Simier: “El Museo Rodin Tenerife será único, en un entorno maravilloso”

La directora del prestigioso centro de París se mostró encantada con la elección del Parque Viera y Clavijo como sede del proyecto. El Ayuntamiento prevé iniciar las obras a finales de año
La directora del Museo Rodin de París, Amelie Simier, ayer, ante la escultura de Henry Moore ‘El Guerrero de Goslar’, en la Rambla de Santa Cruz. Sergio Méndez
La directora del Museo Rodin de París, Amelie Simier, ayer, ante la escultura de Henry Moore ‘El Guerrero de Goslar’, en la Rambla de Santa Cruz. Sergio Méndez

Será un museo único”. Así se expresó la directora del Museo Rodin París, Amelie Simier, quien ayer, junto con una delegación del espacio cultural francés, visitó el Parque Viera y Clavijo, futura sede del Museo Rodin París. Simier defendió que la sede tinerfeña del Museo Rodin no será un simple “copia y pega” de Rodin París, ya que “la capital aportará su propia visión del trabajo de Rodin”, gracias a la especial relación que Santa Cruz tiene con las esculturas.


La directora definió el Viera y Clavijo como un entorno “maravilloso”, destacando que el proyecto del Ayuntamiento de Santa Cruz, en el que también colabora el Cabildo, “encaja perfectamente con la visión del Museo Rodin” para crecer fuera de las fronteras de Francia. “Estamos descubriendo un lugar extraordinario al que se le va a dar una continuidad; que en el pasado acogió a mucha gente y que lo seguirá haciendo en el futuro de la mano del Museo Rodin”, añadió Simier.


El alcalde, José Manuel Bermúdez, acompañó a la comitiva en la visita al antiguo colegio de Las Asuncionistas, en el que la directora del Museo Rodin París quedó especialmente impactada por la capilla del edificio. “El museo original de París también tiene una capilla del siglo XIX, por lo que para mí es fácil proyectar en ella las esculturas de Rodin”, dijo. También pudieron acceder a la cubierta del edificio, que, según el proyecto de rehabilitación que está terminando el arquitecto Fernando Menis, tendrá una terraza, con unas vistas que impresionaron a la delegación francesa.


Para Simier, la cercanía de las esculturas de la Rambla, pertenecientes a la Exposición Internacional de Esculturas en la Calle, es la “continuidad” del museo más allá de las paredes del Viera y Clavijo. Comentó estar “sorprendida” por las esculturas de primer plano mundial que salpican las calles de la capital. “Tiene toda la lógica del mundo que el Museo Rodin esté en Santa Cruz de Tenerife tras constatar el gran interés que hay por la escultura, algo raro hoy en día”, aseveró. Asimismo, la directora del Museo Rodin París concluyó su intervención destacando “las ganas” por dar el siguiente paso para afrontar la etapa posterior para convertir el Viera y Clavijo en el Museo Rodin Tenerife. “Estamos encantados de estar aquí”, manifestó.


El alcalde, que dio la bienvenida a la delegación del Museo Rodin, aprovechó para insistir en “que esta visita es la continuación de la jornada de trabajo que se inició el pasado mes de octubre en París, donde firmamos el acuerdo de intenciones con los dirigentes del museo”. Asimismo, añadió que esto “deriva en la culminación de un expediente administrativo que nos permitirá rehabilitar un espacio que lleva muchos años abandonado y que queremos recuperar para la ciudadanía de Santa Cruz, y, por la otra parte, darle a la ciudad un museo internacional de primer nivel”.


El regidor añadió que “esto nos convertiría en la capital de la escultura de todo el estado español y una de las más importantes del mundo, ya que combinaríamos disponer de esculturas en la calle y el museo del padre de la escultura moderna”, y argumentó que “se trata de la obra de un artista que es icono de esta disciplina a nivel internacional y local”. Bermúdez confirmó que “para nosotros era muy importante que los dirigentes del Museo Rodin conocieran las dimensiones del espacio y enclave en Santa Cruz, y agregarles que el proyecto técnico del edificio, del arquitecto Fernando Menis, está prácticamente culminado” y adelantó que “nuestra intención es sacar el proyecto a concurso este año para conseguir que a finales de 2022 o comienzos del próximo año se inicien las obras”.


Por otra parte, el regidor municipal agradeció “la colaboración del Gobierno de Canarias, que aportará los 10 millones de euros previstos en el convenio suscrito, y también la implicación del Cabildo de Tenerife, que ha insistido en su voluntad manifestada de participar en esta rehabilitación, en la medida en la que el proyecto técnico nos diga”. Para finalizar, José Manuel Bermúdez quiso insistir en que “este espacio continuará siendo de uso público y, además, la ubicación en él de este museo de carácter internacional permitirá atraer hacia nuestra ciudad a turistas procedentes de todos los lugares del mundo”. Igualmente, acabó poniendo en valor “lo que, sin duda, es una apuesta para generar economía y oportunidades del empleo, a la vez que recuperar un espacio para la ciudadanía de Santa Cruz de Tenerife”. El concejal de Infraestructuras, Dámaso Arteaga, detalló que la visita se realizó a un ala del edificio, concretamente a la de la capilla, así como conocer la azotea. “Hemos hecho un recorrido para que pudieran tener una visión global de las posibilidades del inmueble. Además, hemos hablado sobre la accesibilidad que se verá garantizada con ascensores”, dijo.

Fernando Menis


El arquitecto responsable del proyecto, Fernando Menis, también presente en la visita, apuntó que, sin duda, el elemento central de la capilla “ha formado parte de la historia del colegio y seguirá siendo una parte importante para albergar distintas esculturas del museo”. Avanzó que ya se encuentra trabajando con los técnicos municipales para ultimar los detalles del proyecto de rehabilitación, una colaboración que se hace bajo la premisa de que “este proyecto tiene que beneficiar tanto al museo como a la ciudadanía local, prevaleciendo lo público, porque ese es el deseo principal, que estos espacios que estamos pisando ahora sigan siendo públicos”. Concluyó su intervención destacando que “estamos ante una oportunidad única para poner en valor un edificio como el del Viera y Clavijo”.


Tras la visita al Parque, la delegación francesa recorrió el paseo central de la Rambla y el Parque García Sanabria para conocer de primera mano esculturas como la Feme Bouteille, de Joan Miró, o el Guerrero de Goslar, de Henry Moore.


Este primer día de estancia en la ciudad de la delegación francesa se completó con la reunión a mediodía de ayer para conocer el avance del proyecto de rehabilitación del Viera y Clavijo a través de su director, el arquitecto Fernando Menis, y, ya por la tarde, estaba prevista una reunión de trabajo para continuar concretando aspecto de la futura instalación museística en la capital.


En la jornada de hoy se llevará a cabo una reunión con la comunidad francesa de la ciudad. Un encuentro en el que, al igual que ayer, también estará presente el cónsul honorario de Francia, Bernard Lonis, quien tuvo un papel destacado en los primeros contactos de la ciudad con el Museo Rodin París.

Habitantes


En la visita de ayer al Parque Viera y Clavijo, la delegación francesa no accedió a la parte en la que viven una decena de personas, repartidas por distintas estancias del edificio. Desde el Ayuntamiento de Santa Cruz se explica que ya se ha hablado con ellas sobre el proyecto de rehabilitación y la necesidad de que abandonen el inmueble cuando llegue el momento de comenzar la obra. “Estamos trabajando con ellos desde hace tiempo para buscar una solución habitacional”, explicó el concejal de Infraestructuras. “Entienden perfectamente la situación y están dispuestos a colaborar”, añadió. El edificio permanece ocupado desde hace años por distintas personas sin hogar que han encontrado bajo el techo del Viera un lugar en el que refugiarse.

TE RECOMENDAMOS