La pizza es una de las comidas más deliciosas a las que puede recurrir una persona para una cena o un compartir, sin embargo, su contenido calórico es muy alto y es necesario realizar mucho ejercicio para quemarla.

Según muchos expertos clínicos, la pizza contiene una gran cantidad de carbohidratos provenientes de la masa, los cuales luego se pueden transformar en triglicéridos y colesterol LDL o de baja densidad proveniente del queso y elementos adicionales como jamón o salami.

Una rebanada de pizza promedio puede variar entre unas 140 y 160 calorías, según sus ingredientes. Una cantidad muy alta para ser una porción, comparándola con otros platillos.

En España, el consumo de pizza ha aumentado de una manera muy notable en el último tiempo, ya que es fácil de adquirir y económica comparada con otros tipos de alimentos.

Es importante reducir la cantidad de consumo de comida rápida, ya que las enfermedades cardiovasculares como infarto al miocardio o accidente cerebrovascular han incrementado notoriamente en los últimos años.

El sedentarismo combinado con una gran cantidad de comida no saludable, son una combinación muy mala, que no sólo genera obesidad, sino también enfermedades metabólicas como diabetes.

Ejercicio saludable

El ejercicio es muy saludable y realizarlo periódicamente es fundamental para la salud. Algunos portales como mundodelfitness.com, entre otros, dan tips y asesoramiento necesario para mejorar la calidad de vida, no sólo por la actividad física, sino además con suplementos dietéticos, toma de antioxidantes, entre otros aspectos.

La cantidad de ejercicio necesaria para quemar una sola rebanada de pizza, es de alrededor de 40 minutos de actividad cardiovascular, si a ello se le multiplica a 4, que son las rebanadas de pizza promedio que come una persona, sería un poco más de 2 horas y media quemando la cena del día anterior.

La grasa que no se alcance a quemar, quedará depositada en forma de triglicéridos y colesterol en el organismo, no sólo logrando una apariencia poco atractiva por parte de la persona, sino además aumento el riesgo patológico de muchas enfermedades como diabetes e hipertensión arterial.

La manera más ideal de conservar un estado de vida saludable es trotar o realizar ejercicio al menos durante una hora 3 veces o más a la semana y reducir la ingesta de pizza o cualquier otro tipo de harinas por comida saludable como vegetales o pescados.

Estar sano es decisión de cada persona y sus hábitos.