La colada 7 del volcán de La Palma es la más activa durante las últimas horas, tanto en tierra como por mar, donde ha hecho que la fajana se meta en el agua hasta 350 metros de la costa.

«Vuelo sobre el nuevo delta lávico realizado en la tarde de ayer por el dron del Instituto Geológico y Minero de España y el Grupo de Emergencias y Salvamento del Gobierno de Canarias».

La superficie afectada por la lava es de 1.088,84 hectáreas, 15,5 más que el último día. El delta lávico del sur ocupa 43,46 hectáreas y el del norte, en cinco. La anchura máxima entre colada es de 3.330 metros.

Carmen López, responsable de Vigilancia Volcánica del Instituto Geográfico Nacional, ha señalado: «Continúa activa la colada entre las zonas 4 y 7 ocupando siete hectáreas más que ayer. El nuevo delta lávico situado al norte ocupa una superficie de cinco hectáreas y alcanza una distancia máxima desde el acantilado de 350 metros. Se han producido varios desbordamientos en los canales lávicos y aumentado el número de canales activos que no ocupan nuevo territorio»