Tras una jornada de relativa tregua, las coladas del volcán de La Palma han recuperado el pulso y una de ellas amenaza con atravesar el centro del barrio de La Laguna, en Los Llanos de Aridane, y otra, a unos 100 metros del mar, con confinar a todo el municipio de Tazacorte. El director técnico del Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca), Miguel Ángel Morcuende, ha indicado que el escenario «ideal» es que la colada que enfila al barrio de La Laguna, vecino del de Todoque, se redirija hacia el oeste cuando llegue a varias vaguadas que encontrará a su paso.

Continúa la sismicidad en la isla, que en las últimas horas registra terremotos de magnitud en torno a 3 en Fuencaliente de La Palma y Villa del Mazo.

Los trabajadores del Instituto Volcanológico de Canarias (INVOLCAN) continúan su labor de campo con el muestreo de lava fresca para estudios petrológicos, que requiere una disipación térmica realizada mediante la introducción de la misma en un cubo de agua.