La Guardia Civil ha imputado en calidad de investigado a un conductor de 90 años de edad vecino del municipio lucense de Pantón por circular marcha atrás en sentido contrario por la autovía A-8.

Según ha informado el Instituto Armado, ha imputado en calidad de investigado a este nonagenario como presunto autor de un delito contra la seguridad vial por conducción temeraria.

El presunto autor de los hechos, relatan las mismas fuentes, circuló a la altura del kilómetro 575,900 de la autovía A-8 marcha atrás en sentido contrario, lo que, subraya la Benemérita, generó “un riesgo manifiesto para el resto de usuarios de la vía”.

El conductor nonagenario salió de la autovía A-8 en dirección a la AG-64 en sentido contrario, para lo que, aseguran las mismas fuentes, empleó “el carril de incorporación a la A-8 en el kilómetro 575,500”.

La persona investigada en relación con estos hechos ha sido puesta a disposición judicial.