(ÚLTIMA HORA). A partir del lunes aumentan las restricciones por la alarma

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acaba de comparecer para anunciar algunas medidas extraordinarias para lo que queda de cuarentena. A partir del próximo lunes 30 de marzo y hasta el 9 de abril, ambos inclusive, solo podrán tener actividad laboral los servicios esenciales, y los trabajadores que no pertenezcan a alguno de ellos deben quedarse en su casa. Las personas que queden en esta situación seguirán cobrando su salario sin ir a trabajar mientras continúe la alarma, aunque cuando todo vuelva a la normalidad deberán ir devolviendo paulatinamente a la empresa todas las horas cobradas que estuvieron sin trabajar. Entre los servicios esenciales ha incluido a los medios de comunicación, y ha excluido los trabajos de obras en exteriores e interiores.

Con esta medida se pretende ralentizar el número de contagios y de personas que tienen que ingresar en los hospitales, que ya empiezan a estar colapsados.

En su comparecencia el presidente criticó a las personas que él considera que van “extendiendo el pánico con noticias alarmistas“, y a las que “están buscando culpables de la tragedia”.