Maniobra ‘in extremis’: un policía de Tenerife salva a un hombre de morir atragantado en un restaurante

Un agente de la Policía Nacional libre de servicio evitó la asfixia de un hombre de 65 años de edad en la turística zona del Algarve portugues.

El agente, que comía en un restaurante con su pareja, observó a un hombre de más de 60 años con signos de asfixia, posiblemente por algún alimento que había ingerido.

Rápidamente, el policía nacional agarró por la espalda al hombre y le realizó la maniobra de Heimlich, evitando que se asfixiase. El hombre, gracias a la decidida y pronta actuación del agente, pudo recuperarse del atragantamiento que sufría totalmente.

Las actuaciones fueron realizadas por un policía nacional perteneciente a la Comisaría Provincial de Policía Nacional de Santa Cruz de Tenerife.