Imputan dentro de la ‘Operación Deluxe’ a los directores y un colaborador de Sálvame

GTRES

La operación Deluxe ya está en manos de la justicia. La investigación ya ha pasado a manos del juez Marcelino Sexmero, titular del Juzgado de Instrucción nº 4 de Madrid, quien lleva el caso y ya ha imputado a los responsable de Sálvame y a uno de sus colaboradores por presuntos delitos de revelación de secretos por funcionario y cohecho.

El reportero Gustavo González, los directores de La fábrica de la teleÓscar Cornejo y Adrián Madrid, y el policía Ángel Jesús Fernández Hita tendrán que comparecer en los tribunales tras las sospechas de que el programa investigó en archivos policiales para obtener información confidencial de los famosos.

Gustavo González

El informe del caso sospecha de que el colaborador pudo preguntar por expedientes policiales de cerca de dos centenares de famosos para descubrir si tenían algún asunto que resolver con la policía o antecedentes. Se pidieron incluso documentos de identidad e información sobre sus domicilios, datos estrictamente privados y confidenciales. Y

En la investigación también estaría implicado Fernández Hita, quien habría facilitado alguna de informaciónsolicitada por González, a cambio de 500 euros. Un dinero que fue lo que llevó a la comisaría a abrir un expediente interno que acabó por destapar el caso que ha puesto en aprietos a La fábrica de la tele.

Cita a ‘La fábrica’

“Respecto de la declaración de Oscar Cornejo y Adrián Madrid, procede su declaración como investigados al ser Consejeros Delegados de la Fábrica de la Tele y estar investigada esta última como Persona Jurídica al amparo del art 31 bis», señala ahora el juez, que los ha citada el 13 de junio.

La justicia requiere revisar «los datos e información obtenida respecto de los contenidos emitidos el 23 de mayo de 2011 de las bases de datos de acceso restringido policiales que fueron difundidos en otros programas, indicando que información exacta fue revelada, fechas y horas de emisión y copia de las mismas».

Contratos sospechosos

El juez también ha pedido a la Agencia Tributaria “toda la información declarada por La fábrica de la tele S.L. en los ejercicios 2.017 y 2.018, respecto de los pagos y retenciones realizados a Gustavo González, pagos relacionados en el modelo 347 y declaración de retenciones de IRPF”.

Un informe del Grupo VI de la Unidad de Asuntos Internos de la policía indica que el colaborador no estuvo de autónomo sino como empleado en plantilla en 2017 y 2018 con datos sorprendentes, como contratos por 12 días en enero de 2018 el que el reportero cobraba 18.526,32 euros en neto, con un salario base de 344,52€ al que se le sumó como “complemento a bruto” 24.958,12 euros, por ejemplo. En febrero de ese año es complemento fue 6.575,62 euros y por nueve días trabajados entre el 5 y el 31 de diciembre de 2017, cobró un sueldo un neto de 11.816,63€

‘Operación Deluxe’

El caso viene de lejos. Se acusa a los máximos responsables del programa de querer obtener información policial sobre delitos, multas, direcciones, declaraciones de Hacienda y otros problemas con la justicia de algunos famosos, incluidos colaboradores del programa. González habría sido el encargado de hacerlo y encontró la ayuda en el agente investigado.

El caso ha llegado ahora a la justicia que reclama «tantas piezas separadas como personados-perjudicados”. Aun así, por el momento no han sido llamados a declarar algunos afectadoscomo serían Belén Esteban, María Patiño, Rafael Mora, Terelu Campos, Kiko Matamoros, Gema López y Lydia Lozano.