Piden a los gais que tengan menos parejas sexuales para frenar la viruela del mono

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), TedrosAdhanom Ghebreyesus, ha informado de que ya se han notificado más de 18.000 casos de viruela del mono en todo el mundo, el 70 por ciento en Europa, y ha pedido a los hombres que practican sexo con hombres que reduzcan la cantidad de parejas sexuales, dado que son el grupo poblacional más afectado por el virus.

En rueda de prensa, Tedros ha comentado que hasta ahora sólo han fallecido cinco personas por esta causa y el 10 por ciento de los casos han necesitado ingreso hospitalario para gestionar el dolor producido por la infección. Una situación que ha provocado que este sábado el organismo de Naciones Unidas haya tenido que declarar al brote de la viruela del mono como una emergencia de salud pública de carácter preocupante a nivel internacional.

El 98 por ciento de los casos son de hombres que mantienen sexo con hombres y, por ello, el director general de la OMS les ha pedido que reduzcan la cantidad de parejas sexuales, reconsiderar tener nuevos contactos sexuales e, incluso, pedir el contacto a cada pareja nueva que se tenga para poder contactarle en el caso de estar infectado.

«Hay que empoderar a este colectivo para reducir el riesgo de infección, la transmisión y proteger la dignidad y los derechos humanos, ya que el estigma puede ser igual de peligroso que el virus», ha enfatizado Tedros, para informar de que el virus se contrae por contacto estrecho e, incluso, a través de las sábanas.

A su juicio, el brote se puede detener si se toman «con seriedad» los riesgos de contagio y se adoptan las medidasnecesarias para protegerse a uno mismo y a los más vulnerables como, por ejemplo, las mujeres embarazadas, los niños o las personas con sistemas inmunológicos debilitados.

«La viruela del mono también se puede expandir en los hogares», ha recordado Tedros, para recalcar que la OMS no recomienda la vacunación masiva pero sí a la población de alto riesgo de exposición al virus, entre los que también se incluyen los profesionales sanitarios y los que trabajan en los laboratorios.

Dicho esto, el director general de la OMS ha comentado que ya hay una vacuna contra la viruela del mono aprobada en Canadá, Estados Unidos y la Unión Europea, y ha pedido a los países que cuentan con dosis que las compartan con aquellos estados que no tienen.