Una gruesa capa de moco se está extendiendo en el mar de Mármara cerca de Estambul, destruyendo la vida marina y las pesquerías turcas. El moco marino es un tipo de lodo verde natural, que se forma cuando las algas tienen exceso de nutrientes debido al clima cálido y la contaminación del agua.

Se descubrió por primera vez en Turquía en 2007, pero también se encontró en el mar Egeo cerca de Grecia. Los expertos lo tienen claro: este fenómeno es debido a la contaminación y al cambio climático.

Los barcos que cruzan el Mar de Mármara deben navegar por este lodo gris, algunos pescadores no pueden trabajar porque esta capa pegajosa les bloquea los motores y las redes de pesca. Los buzos también informaron que una gran cantidad de peces y otras especies murieron por asfixia.