La nueva factura de la luz propuesta por el gobierno para incentivar el ahorro energético implicará un coste adicional en el uso de los electrodomésticos del hogar. Esta tarifa afecta a todos los consumidores que tengan contratada una potencia inferior a 15 kW y a las tarifas PVPC. Poner una lavadora costará 47 céntimos en las horas punta, 28 céntimos en la franja llana y 22 en la del valle.

Esta subida en los precios ha generado una reacción inmediata en la OCU (Organización de Consumidores y Usuarios), quien ha pedido que se investiguen los precios debido a las subidas. Sin ir más lejos, el precio diario de la electricidad en el mercado mayorista de mayo es un 216% más elevado que hace un año. Asimismo, la nueva normativa puede aumentar hasta en un 15% el coste de la luz a la industria y a las empresas en general, de acuerdo con los analistas de Grupo ASE.

La lavadora

La lavadora es el segundo electrodoméstico más vulnerable a esta subida en la factura eléctrica después del horno. Hasta el lunes, utilizarla costaba 33 céntimos la hora en su tramo más caro. Su coste de uso depende de la franja horaria. El periodo punta irá de las 10:00 horas a las 14:00 horas y de las 18:00 a las 22:00 horas de lunes a viernes no festivos. El llano estará de 8:00 a 10:00 horas, de 14:00 a 18:00 y de 22:00 a 24:00. Por último, el periodo valle irá de 00:00 a 8:00 en días laborales, además de todo el fin de semana y festivos nacionales.

Puedes leer esta noticia completa en El Español.