El celo profesional de los funcionarios por hacer su trabajo y el papel de liderazgo del presidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, Luis Ibarra, generó este fin de semana el patinazo sin precedentes de Boluda tras no poder frenar la concesión de licencia a Fairplay Towage para romper el monopolio de remolcadores en el puerto de Las Palmas y recintos adyacentes. La decisión de otorgar la licencia se produce tras el pulso mantenido por el aparato de Boluda en Canarias, que llegó a contaminar el proceso hasta el punto que funcionarios de Puertos de Las Palmas emitieron un documento de protesta interno esta segunda semana de marzo aunque sin citar al operador que en las islas dirige Climent Melián.

Precisamente, el papel del delegado de Boluda en el Puerto de Las Palmas es lo que más ha molestado en círculos portuarios que defienden en papel de los funcionarios. El asunto llegó a tal presión se se utilizó a la patronal del sector en España y colocar noticias en prensa nacional dañando la imagen de la Autoridad Portuaria de Las Palmas ante el Gobierno central y la Comisión Europea, donde el departamento de Competencia estaba siguiendo muy de cerca el proceso. El negocio de los remolcadores es de 18 millones de euros al año en el Puerto de Las Palmas, de acuerdo con las estimaciones de ‘Puente de Mando‘.

Al final, lo que ha ocurrido es que los funcionarios no se han dejado presionar y que Ibarra ha seguido el proceso que fue colocado en cuarentena administrativa por su antecesor por espacio de 16 meses, Cardona González (PP). Este mismo viernes Fairplay Towage ha enviado un correo electrónico, según ha podido saber Puertos928, para expresar su satisfacción y ponerse a disposición de empresas para negociar precios.

El fracaso de las presiones del entorno patronal a instancias de Boluda ante la Autoridad Portuaria de Las Palmas puede tener como efecto la dejación de funciones de la delegación de Las Palmas en favor de Santa Cruz de Tenerife, donde Boluda tiene operaciones con las terminales que antes eran de Capsa. Climent Melián era administrativo y tesorero de las antiguas unidades de Capsa. Boluda Corporación Marítima ofrece servicio de remolque a través de la división Boluda Towage and Salvage en Las Palmas en régimen de exclusividad. Una empresa competidora alemana pidió licencia. Entre los mensajes que el personal de Boluda Corporación ha estado enviando al PSOE en Las Palmas y funcionarios de Puertos de Las Palmas es que expresidente Felipe González era integrante del consejo de administración de la compañía.

Fairplay Towage es una de las principales empresas de remolcadores de Europa. Controla nuestras operaciones desde Hamburgo y desde oficinas en Rotterdam, Amberes, Rostock, Szczecin, Świnoujście y Gdynia. Tiene intereses activos en todo el mundo con remolcadores marítimos, negocios en alta mar y de salvamento. Sus intereses en Canarias es para operar en Senegal y Angola.