La Asociación de Policías para la Democracia (APODEC) ha difundido un desagradable incidente ocurrido en una guagua que iba desde el sur de Gran Canaria a Las Palmas.

El relato, según los propios agentes es el siguiente: “Este energúmeno, por llamarlo de alguna manera, estaba molestando en el mencionado autobús a una joven. Otros jóvenes sentados a su lado interceden recibiendo a cambio todo tipo de insultos, amenazas graves e intimidación extrema, por haber hecho lo que debían con sinvergüenzas como este. Todo ello ante la pasividad injustificada del conductor, que omitió el deber de evitar que la situación fuese a más o la posibilidad de que portarse arma blanca con intención de usarla, ni tan siquiera requirió a la policía, de la que el impresentable dijo pasar olímpicamente. Lamentable”.

La grabación ha despertado la indignación de miles de personas en redes sociales..