El Cabildo dice que el monumento a Franco es patrimonio y no lo quitará

IU pregunta si el Ayuntamiento ya ha decido si el conjunto escultórico al final de la Rambla “tiene valor artístico o meramente falangístico”
El monumento fue vandalizado a finales del pasado año. ANDRÉS GUTIÉRREZ

Izquierda Unida (IU) en el Ayuntamiento de Santa Cruz se ha dirigido al Ayuntamiento capitalino para preguntar por el cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica y, de manera específica, por el monumento a Franco, preguntando si está previsto realizar algún dictamen sobre el valor artístico de dicho monumento y cuál podría ser su nueva ubicación, “en función de que se determine que es materia inanimada con valor artístico o solo valor falangístico”. Una pregunta que para el responsable último del patrimonio histórico en la ciudad, el Cabildo de Tenerife, tiene una respuesta rápida y clara: “es patrimonio”. Esa es la opinión de la consejera insular de Patrimonio, Josefa Mesa, quien en una entrevista concedida a DIARIO DE AVISOS el pasado mes de diciembre, al ser preguntada por este extremo, detalló que la Ley de Memoria Histórica es clara, “aquellos monumentos con carácter artístico no se pueden demoler”. “La ley se hizo consensuada para contemplar estas situaciones, si se quiere abrir un debate en la ciudadanía, me parece bien, pero si está regulado por ley, hay que respetarlo”. En cuanto a su traslado, por ejemplo, al Museo de Almeyda, la consejera estimó que en su ubicación actual, es casi parte del museo.

IU llevará a la comisión de control de enero este asunto al considerar que el equipo de gobierno (CC y PP) mantiene una verdadera parálisis en política de Memoria Histórica. Ramón Trujillo pide la comparecencia del concejal responsable para que explique por qué no se ha continuado con el cambio de nombre de las calles franquistas que todavía perviven en la ciudad. Recuerda el edil que, a pesar de que la Ley de Memoria Histórica fue aprobada hace ahora 10 años, Santa Cruz mantiene más de un centenar de calles, plazas, colegios y estatuas con nombres alusivos a la represión de la dictadura franquista. IU critica que la comisión de estudio creada en 2008 para el cambio de nombres solo se haya reunido dos veces.

TE RECOMENDAMOS