Sociedad

El feminismo tinerfeño vuelve a la calle contra el pacto andaluz con Vox

La Plataforma 8M Tenerife convoca una manifestación para el próximo martes en Santa Cruz, mientras que la Universidad de La Laguna se suma a un manifiesto de centros estatales

El 8 de marzo del año pasado, Santa Cruz de Tenerife fue feminista. Fran Pallero

El movimiento feminista no está dispuesto a ceder el espacio político ganado con el rotundo éxito de las manifestaciones que el 8 de marzo del año pasado tiñeron de violeta las calles de toda España, en una eclosión social pocas veces vista en este país.

Pero, apenas 10 meses después, resuenan con fuerza los tambores que llaman a cerrar filas ante lo que se percibe como un ataque frontal a esta ideología: el acuerdo de gobierno alcanzado en Andalucía por el Partido Popular con Vox, y del que también se beneficiará Ciudadanos.

Por eso, la Plataforma Feminista 8M Tenerife, que asegura actuar en respuesta “al llamamiento de las mujeres feministas de Andalucía”, anunció ayer la convocatoria de una nueva manifestación en Santa Cruz de Tenerife que tendrá lugar el próximo martes, justo el día en que se formalizará el citado pacto de gobierno, una protesta que arrancará a las siete de la tarde desde la plaza de Weyler.

Desde la referida plataforma se advierte de que “nos movilizamos el 15 de enero con motivo del debate de investidura que materializará el vergonzoso pacto de gobierno en Andalucía, en el que se ha negociado con nuestros derechos, usándolos como moneda de cambio y negando la incuestionable realidad de la violencia machista”.

Aunque las feministas insulares reconocen que “la vigente ley de violencia de género es claramente insuficiente, y así lo venimos denunciando, no vamos a permitir que se dé ni un paso atrás. Ningún pacto de gobierno puede suponer deshacer lo que juntas y con tanto esfuerzo hemos conquistado. Ahora es Andalucía, pero en unos meses esta amenaza de involución se puede hacer realidad en todo el Estado”, se añade en la convocatoria de la marcha para el próximo martes.

Pero la del colectivo feminista insular no es la única reacción adversa a la presencia de Vox en las instituciones andaluzas, por cuanto la Universidad de La Laguna se sumó ayer al manifiesto que multitud de institutos de investigación de estudios de género de universidades españolas han hecho público para denunciar el tratamiento que la formación Vox otorga a las políticas de igualdad y de violencia de género.