ECONOMÍA

El Ejecutivo regional estará “vigilante” para que la compra de Air Europa no afecte al empleo ni a la conectividad

El Gobierno de Canarias se reunirá próximamente con la compañía para conocer sus planes

Avión de la compañía Air Europa. / EP
Avión de la compañía Air Europa. / EP

El portavoz del Gobierno de Canarias, Julio Pérez, ha afirmado que la administración autonómica estará “vigilante” para que la compra de Air Europa por parte de Iberia no afecte al empleo directo que ambas compañías generaban en las islas ni a la conectividad de los isleños.

Al respecto, comentó tras el Consejo de Gobierno de este viernes que la compra es una “buena noticia” pero que el archipiélago debe prestar atención a tres ejes: el mantenimiento del empleo directo, de la conectividad de los canarios y la defensa de la libre competencia.

“El Estatuto de Autonomía de Canarias aumenta las competencias y las responsabilidades del Ejecutivo regional en materia de defensa de la competencia. Ahora tenemos más facultades para intervenir en los asuntos de protección de la libre empresa y de la libertad del mercado que las que teníamos antes”, observó.

Por ello, entendió que, aunque probablemente este asunto sea competencia de europea y no canaria, las islas tienen que estar “atentas” para ver cómo se tramita el expediente de compra y si desde las autoridades europeas se pone alguna condición al movimiento empresarial.

“Para estar atentos, se han producido gestiones en las últimas horas”, indicó para explicar que el presidente, Ángel Víctor Torres, ha hablado con el presidente de Iberia, Luis Gallego, quien ha garantizado que no se va a producir “ninguna merma” de la conectividad ni de los puestos de trabajo.

En este sentido, el portavoz comentó que Torres ha solicitado una reunión con la aerolínea en los próximos días para que Canarias tenga información acerca de los planes de la compañía y de posibles consecuencias para la comunidad autónoma.

Además, el Ejecutivo regional también se ha puesto en contacto con el presidente de la Comisión Nacional del Mercado y la Competencia, José María Marín Quemada, para expresarle el interés del Gobierno canario en estar al tanto de la evolución del asunto.

“Tomamos nota de lo que se ha producido, de las posibles ventajas y de los posibles problemas. Nos mantendremos cercanos al problema y en contacto directo con la empresa y con las autoridades competentes”, concluyó.