superconfidencial

Sencillamente inmoral

La noticia de que el Gobierno Autónomo ha aplicado -y con efectos retroactivos a enero- la subida del 2% a lo que percibían sus miembros y otros altos cargos me parece inmoral. El incremento salarial está incluido en los presupuestos y es legal, pero moralmente lo considero una aberración, teniendo en cuenta que en Canarias se han presentado más de 4.000 regulaciones temporales de empleos y que se esperan otros tantos, a causa de la crisis producida por el coronavirus. No hay nada peor, cuando se gobierna, que la falta de sensibilidad. Y apelo al buen juicio de Ángel Víctor Torres para dar un frenazo a esta subida, que ya ha aparecido en el BOC, para no insultar a los empresarios que no podrán atender sus nóminas, a los autónomos, a los que se quedarán parados, a los pensionistas y a los que sencillamente no tienen empleo, ni tampoco dinero para pagar sus alquileres. Cuando se gobierna es preciso no sólo hacer cumplir la ley, sino ser sensible al momento social en que se vive. Esta medida me parece un dispendio. Si hay que apretarse el cinturón se debería empezar por los de arriba. Lo contrario convierte a los beneficiados en viles chupasangres, en enemigos del pueblo, en vampiros insensibles a la que está cayendo. Tengan vergüenza y gestos de complicidad -y de justicia- con la gente que lo está pasando mal. Este incremento salarial agravia a Canarias. Si la izquierdona actúa de esta forma se desprestigia sola, convirtiendo a sus dirigentes en sujetos inmorales, capaces de rapiñar al pueblo que deberían defender. No es nada oportuna esta noticia, que recogen los medios. Y sabemos que existen muchas formas legales de sacar los cuartos a los ciudadanos de una forma impune e inquietante. Esta es una de ellas. Siempre quieren más.

TE PUEDE INTERESAR