Sucesos

Roban un móvil en Santa Cruz y la policía los atrapa gracias al rastreo

Igualmente, rastrearon la senda seguida por el teléfono móvil y detuvieron a otras cuatro personas por receptación


La Policía Nacional ha detenido a cinco personas, 4 hombres y una mujer de entre 33 y 68 años de edad, 3 de ellos con antecedentes policiales, tras la denuncia de un robo con violencia o intimidación cometido en un domicilio del barrio de Ofra.

En particular, uno de los hombres ha sido detenido por la presunta autoría de un delito de robo con violencia o intimidación y el resto por la presunta autoría de la receptación del smartphone sustraído en el robo.

Los hechos se produjeron el pasado enero, en el interior de un domicilio del citado barrio. Según el relato de la víctima, un conocido suyo le intimidó con un arma blanca apoderándose de su cartera y teléfono móvil.

Los investigadores de la Policía Nacional no sólo detuvieron al presunto autor del robo violento días después de su comisión, también rastrearon el teléfono sustraído para determinar el camino que había seguido.

Así, dos meses después, lograron identificar a los diferentes poseedores del terminal. Éste había pasado por las manos de un hombre de 53 años, de una mujer de 42 y, finalmente, llegó a las de dos vecinos de más de sesenta años de edad.

Los agentes detuvieron sucesivamente a todos y cada uno de ellos, interviniéndole el aparato a uno de los arrestados. En dependencias policiales hicieron entrega de éste a su dueño y, a continuación, dieron cuenta de todo lo actuado a la autoridad judicial competente.

Las actuaciones han sido realizadas por policías nacionales del Grupo de Investigación de la Comisaría de Policía Nacional de Distrito Norte de Santa Cruz de Tenerife.