economía

Un juzgado obliga a subir los sueldos en la hostelería de Tenerife

Sindicalistas de Base asegura que las plantillas están "bajo mínimos, y no sólo se merecen que se apliquen los incrementos salariales, sino un incentivo todavía mayor de las empresas"
Imagen de recurso de un camarero. DA
Imagen de recurso de un camarero. DA

Sindicalistas de Base ha informado de que el juzgado de lo social número 8 de Santa Cruz de Tenerife ha desestimado la demanda que Ashotel presentó para que no se aplicasen los incrementos salariales establecidos en el convenio de hostelería de la provincia de Santa Cruz de Tenerife.

Los incrementos salariales firmados son del 2,5% del 1 de julio de 2020 al 30 de junio de 2021, y del 2% del 1 de julio de 2021 al 30 de junio de 2022, y la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Santa Cruz de Tenerife (Ashotel) los recurrió porque cuando se suscribieron no se preveía la crisis económica derivada de la pandemia.

En un comunicado, Sindicalistas de Base ha indicado que en el reunión de conciliación previa a la demanda este sindicato propuso dejar sin efecto el incremento, pero si las empresas no realizaban despidos objetivos avalados por la reforma laboral y derivados de la crisis económica.

También pedía el sindicato que las empresas no pudieran descolgarse de la aplicación del convenio de hostelería y sus tablas, que también facilita la reforma laboral del Partido Popular de 2012, “que está tardando en derogar el actual Gobierno”, pero la patronal no aceptó la propuesta y no hubo acuerdo, ha agregado Sindicalistas de Base.

Ha explicado que el personal afectado es en la actualidad el 15 por ciento del conjunto del empleado en el sector hotelero, con la mayoría de los hoteles cerrados, y su personal en los erte de fuerza mayor, y los trabajadores de los hoteles abiertos “conscientes de la actual situación de sus empresas, están haciendo un esfuerzo de flexibilidad y sobre carga de trabajo”.

Así, las plantillas están “bajo mínimos, y no sólo se merecen que se apliquen los incrementos salariales pactados en el convenio de hostelería, sino un incentivo todavía mayor de las empresas”, ha aseverado el sindicato.

Sindicalistas de Base ha subrayado que la situación cambia para el verano próximo, cuando está previsto que abran la mayoría de los hoteles, “pero las empresas mantendrán las bonificaciones de cotización a la seguridad social por la prórroga de los erte de fuerza mayor, de momento hasta el 30 de septiembre de 2021”.

Y, ha proseguido, las plantillas están “bajo mínimos con unos ratios de plantilla en todos los departamentos sobre ocupación muy inferiores al periodo precovid, por lo que mantenemos que las empresas deben cumplir con el incremento salarial pactado, porque, simplemente, sus trabajadores se lo merecen”.

Critica Sindicalistas de Base que la patronal buscó un “aliado” para dejar sin efecto la subida, y así, explica, CCOO presentó al convenio una impugnación, que “pese a ser desestimada en su casi totalidad por el juzgado de lo social, está recurrida por CCOO y Ashotel al Tribunal Superior de Justicia de Canarias”. E

TE RECOMENDAMOS