superconfidencial

El gran negocio

Un test de antígenos para detectar el coronavirus te puede costar entre siete y nueve euros en una farmacia española, si lo encuentras. En las farmacias portuguesas, dos euros. Si te practican el test en un centro privado te cobran de 90 a 120 euros. Detrás de la pandemia se mueve un gran negocio. Supongo que la mandanga será mayor con las vacunas, que tienen un costo muy bajo y un precio de venta muy alto. A la salud la mueve el dinero; y los usuarios de la salud, que somos quienes la pagamos, tenemos la boca cerrada, atenazados por el miedo. Bueno, es el precio más abominable: el del terror. Detrás de la pandemia existe un verdadero negocio multimillonario de los sistemas privados (y quizá públicos) de salud y de los laboratorios. Digo lo de la salud pública porque supongo que también la propia organización mastodóntica de la sanidad pública habrá dilapidado nuestro dinero. No sólo aquí, sino en cualquier país, bien es verdad que en unos más que en otros. Existe una gran confusión entre los ciudadanos. Yo lo achaco a la vulgar interpretación e información falsa de la enfermedad por parte de los medios informativos en general y a los disparates que se publican en ellos y en las redes sociales. Y, cómo no, a las mentiras que se generan en algunos gobiernos para aliviar sus responsabilidades. No sabemos a ciencia cierta el alcance, mortal o no, de las nuevas cepas del covid-19, aunque la población -al menos la de España- ha obedecido -y esto posiblemente nos ha salvado la vida- las recomendaciones de los responsables de la sanidad pública. No puedo decir más, sólo hablar de que, tras la pandemia, unos serán muy ricos y otros seguiremos siendo pobres. Pero, al menos, espero que seamos pobres con salud y que los tramposos se mueran, cuando les toque, de estar podridos de dinero. Aunque lo ideal sería que tampoco se murieran.

TE RECOMENDAMOS