superconfidencial

Cuando esto termine

Cuando esto termine habrá que pasar una revista profunda a la sanidad pública canaria. Y no porque no tenga aspectos positivos, que en algunos casos es modélica, sino más que nada para ver si los hospitales canarios están en buenas manos y para intentar saber, por ejemplo, si no se está favoreciendo desde el Gobierno de Canarias al Doctor Negrín (Las Palmas) en detrimento de centros hospitalarios tinerfeños. Hay sospechas. Intersindical Canaria ha señalado deficiencias en la organización del Hospital Universitario de la Candelaria (Tenerife) con motivo de la pandemia y una pléyade de grandes médicos se ha marchado del Hospital Universitario de Canarias (Tenerife), al que han convertido en la hermana pobre de la sanidad canaria. Y este es un centro querido y respetado en la isla tinerfeña. También habría que preguntarse por qué no funcionan plenamente los hospitales del norte y el sur de Tenerife, tras haberse gastado la Comunidad Autónoma cientos de millones en su construcción. Que funcionen como hospitales plenos y no que se releguen a tareas socio sanitarias y a poco más. Los consejeros de Sanidad del Gobierno surgen como hongos, tres en poco tiempo, pero ninguno ha dado plenamente con la tecla. Y sé que es una tarea muy complicada. Y sé también que en algunos aspectos -en otros no- la sanidad pública canaria es muy buena, como he dicho antes. Cuando esto termine habrá que replantearse toda esta organización porque tras los covid (porque han sido varios) deberíamos revisar el modelo sanitario público; y, sobre todo, tener claro que la salud es lo más importante para el ser humano. Cuando esto termine, repito, tendrá que cambiar mucho el panorama sanitario autonómico. Y sería bueno ponerse a pensar en lo que está mal para resolverlo cuando podamos ponernos a ello, ya que ahora lo que se imponen son soluciones de emergencia hasta que esta tortura termine, hasta que esta sangría se detenga.

TE RECOMENDAMOS