cultura

Balbina Rivero Pimienta: “La literatura nos enriquece y nos hace mejores”

La autora tinerfeña acaba de publicar la novela 'Hermana Lega'
Balbina Rivero Pimienta. / DA

Por Dolores Hernández Díaz, periodista

www.canariascienciasyletras.com

-Hace dos décadas que Balbina Rivero se convirtió en escritora y creó su propio mundo literario: una treintena de libros. ¿Cómo concibe la autora su obra poética y narrativa?

“Aprendí a leer cuando solo tenía cuatro o cinco años y lo más sorprendente para mí fue descubrir que las palabras que había pronunciado me transmitían un pensamiento, una idea que procedía del exterior y a partir de entonces quise ser escritora, crear historias, personajes… Me di cuenta de que podía, por medio de la palabra, dar a conocer mis ideas a los demás. A mi hijo mayor le ocurrió lo mismo cuando descubrió el significado de lo que leía. Leer y escribir es una pasión que empezó siendo yo muy niña y aún permanece. Es vital para mí. Hasta conseguir mi sueño, fue un camino largo y difícil, parecía que todo estaba a favor para que no lograra mi propósito. No pude renunciar a este sueño y trabajé incansable hasta que, en 2001, publicaron mi primer libro, Ya nada es igual”.

-Usted escribió los relatos biográficos ‘Amaro Pargo, el pirata de Tenerife’ (2014) y ‘Beneharo, mencey de Anaga. Fin del Mito’ (2016). ¿Qué datos de interés saca a la luz sobre la vida de ambos personajes históricos de Tenerife?

Amaro Pargo, el pirata de Tenerife es el libro que mayor proyección ha tenido de todos los escritos por mí. De pronto todo se vio envuelto en un torbellino de acontecimientos nada agradables: me acosaron, recibí amenazas, acusaciones… No sé cómo empezó todo, pero sí por qué, aunque solo voy a mencionar una de las razones, ciertas personas creían que les perjudicaba: tuve la osadía de tratar a Amaro como pirata y ese tratamiento no les conviene a los intereses que esconden tras la figura de este llamativo personaje lagunero. También tuve la osadía de imaginar que dicho pirata estaba enamorado de la monja María Jesús, conocida como la siervita. La figura de Amaro la utilizan, a mi juicio, para fines poco transparentes. El escándalo traspasó las fronteras de España y los empresarios de Assassin’s Creed se interesaron por la historia de este personaje. Enviaron un equipo multidisciplinar para investigar sobre la persona y ascendencia de Amaro, incluso estudiar su ADN. Poco ha trascendido de esa investigación porque las autoridades de la Iglesia provincial permitieron los trabajos previa firma de un contrato de confidencialidad. Amaro fue, hasta que salió mi libro, un personaje que solo conocían algunos estudiosos (por intereses creados) y algunas personas mayores que habían oído hablar de él a sus padres y abuelos. Creo que mi pequeña historia resucitó a este tinerfeño tan valiente como peculiar. Tanto Amaro Pargo, el pirata de Tenerife como Beneharo, mencey de Anaga fueron historias escritas para los estudiantes y así divulgar las figuras de estos antepasados de nuestra tierra. Era (y sigue siendo) creencia generalizada que este mencey fue un suicida, sin embargo, hay pruebas que lo desmienten: constan, como mínimo, tres: sus denuncias ante la corte de Castilla a Fernández de Lugo por los abusos e incumplimientos de los pactos firmados, el otro dato es que fue desterrado a Gran Canaria, donde aún yacen sus restos y, la tercera, es que se supo de él en 1525, hay pruebas de documentos que firmó en Tenerife por esas fechas. A mi entender Beneharo fue un mencey valiente y honesto”.

-Como poeta, ha escrito los poemarios para adultos: ‘Ausencias’, ‘Levedad del ser’, ‘Festín de Venus y otros dioses’, ‘Alegato al Alma’, ‘Poemas al viento’, ‘Tiempo de pandemia’. Los títulos de sus poemas aluden a una temática emocional y existencial. En su métrica abundan los versos breves pero también la prosa poética. ¿Qué rasgos definen la poesía de Balbina Rivero?

“Mis poemas son sencillos en forma y duros en esencia. En ellos hablo del drama de la vida, de la soledad del ser humano, de la búsqueda del ser esencial; de la fragilidad que nos es tan familiar, de los efímeros y gloriosos momentos que a veces nos regala la vida; también del amor soñado y de los sueños… Si preguntamos a mil personas que nos definan ¿qué es poesía?, recibiremos mil respuestas diferentes. Para mí es la voz del alma interpretada por los sentimientos y expresada en verso. Técnicamente bien escritas hay infinidad de poesías, pero a demasiadas de ellas les falta alma, sentimientos…”.

-Su novela más reciente, ‘Hermana Lega’ (2022) trata sobre la explotación laboral infantil, la prostitución y la pederastia. ¿Cuán de importante ha sido para la escritora su inmersión en la literatura de denuncia social?

“Muy importante. En cada género en el que me he expresado denuncio las injusticias, los abusos, los dramas; la importancia de estar atentos a lo que ocurre en nuestra sociedad, tan dada a pronunciarse de un modo equívoco; aludo a la necesidad que tiene el ser humano de no dejar jamás de ser el caminante que va en busca de su propio destino. Debemos cuestionarnos todo, buscar la verdad. El trayecto vital de cada uno de nosotros es único, debemos aprovecharlo al máximo. La literatura nos enriquece y nos hace mejores. Hermana lega es una novela corta, pero nos dice mucho, tal vez demasiado. Como usted bien dice, es una denuncia a la explotación laboral infantil, a la prostitución y a la pederastia. Los hechos ocurren en un lugar muy concreto: en un convento de monjas de una ciudad de provincias. Es muy cruda, pero el tema lo requiere”.

Lea la entrevista completa en: www.canariascienciasyletras.com

TE RECOMENDAMOS