Tribunales

Clavijo pide al TSJC el sobreseimiento del caso Grúas antes de que vuelva a La Laguna

Rubens Ascanio y Santiago Pérez acusan al presidente de querer cerrar la investigación “sin oír a testigos pendientes” y de “usar el aforamiento como privilegio”

Santiago Pérez, María José Roca y Rubens Ascanio. SERGIO MÉNDEZ

La representación legal del presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, solicitó el pasado martes al Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) el sobreseimiento del llamado caso Grúas, al considerar que los argumentos expuestos en la exposición razonada remitida por una jueza lagunera al alto tribunal regional no se ajustan a la realidad, además de quejarse sobre la demora de la Fiscalía General de Canarias para emitir un informe que recoja su parecer al respecto, y que debía emitirse hace ya mes y medio, aproximadamente.

Como respuesta a esta solicitud de sobreseimiento de la causa por parte de Clavijo, el TSJC ha emitido un comunicado en el que vuelve a dar un plazo de cinco días “improrrogables” al Ministerio Público. Curiosamente, en la nota de prensa oficial se hace referencia a “la inminente entrada en vigor de la ley orgánica que promulga el nuevo Estatuto de Autonomía de Canarias, que acaba con los aforamientos de miembros del Gobierno y parlamentarios”, pero no hay referencia a ello en el escrito enviado en nombre de Clavijo

Dicha entrada en vigor del nuevo Estatuto, prevista para esta misma semana, es clave para el futuro procesal de Clavijo, por cuanto dejará de estar aforado y, en consecuencia, el caso Grúas (por el que ya están imputados el hoy alcalde de La Laguna, José Alberto Díaz, y el también edil de CC Antonio Pérez Godiño) volverá al Juzgado de Instrucción Número 2 de la Ciudad de los Adelantados.

Al tener conocimiento de estas novedades, los portavoces de los dos grupos municipales que ejercen sendas acusaciones populares (Unid@s se puede y Por Tenerife-Nueva Canarias) coincidieron en criticar al presidente regional.

Así, Rubens Ascanio (Unid@s) acusó a Clavijo de “querer cerrar este proceso sin llamar a declarar a los testigos claves que hemos pedido, sin la documentación solicitada y sin realizar todas las pesquisas”, mientras que Santiago Pérez (XTF-NC) aseguró que “no puede haber uso más perverso del aforamiento como el que hace Clavijo, es decir, como un privilegio; es una prueba definitiva de su cobardía, de su temor a que se aplique el principio de igualdad ante la ley y sea juzgado por un tribunal ordinario como un ciudadano más”.