superconfidencial

La Palma y eso

Si a mí me ofrecieran vivir en otra parte de Canarias que no fuera el Puerto, elegiría Santa Cruz de la Palma. Siempre me ha cautivado esta ciudad, que en los últimos meses he visitados dos veces. Evoca categoría la capital palmera, y más lo hará cuando restauren el palacio de los Sotomayor, en la Calle Real. Resulta que a La Palma se presenta, para alcalde, mi amigo Toni Acosta, al que su partido, Coalición Canaria, le ha hecho la vida imposible. Quiero decir que han hecho todo lo posible por ponerle escollos. Sin desmerecer a los demás candidatos, creo que Toni lleva la ciudad muy adentro y que lo puede hacer bien, tenga la suerte que tenga, a pesar de los traidores que hay en su partido, que no son pocos. Siempre ha sido igual: CC se come a sus hijos, como Saturno. Todo, con tal de que no crezcan y puedan molestar. Pero incomprensiblemente, CC en las generales subió de tal manera que hace pensar lo peor. No digo que no tenga excelentes candidatos, como es el caso que me ocupa, pero a otros hay que echarles de comer aparte. Hablaré de personas. Yo, en el Puerto, votaré a Lope Afonso, y también al Cabildo, porque creo que es un valor de la política tinerfeña. Una especie de Paco Afonso, su pariente inolvidable, que tanto hizo por el Puerto y por la isla. Y ya digo que si votara en La Palma lo haría por Toni Acosta: honrado, trabajador y fiel, a pesar de las puñaladas que le ha dado su partido. Uno tiene sus convicciones y sus preferencias y yo no las oculto. Como la de Juan-Manuel García Ramos, injustamente relegado al número 5 de una lista de Coalición Canaria en la que tendría que estar el primero. Mi voto también será para él.

TE PUEDE INTERESAR