coronavirus

El Gobierno de Canarias pide que no haya manifestaciones por el 8M

Los expertos indican que la mayoría de las infecciones se producen por contacto cercano y exposiciones prolongadas

El Gobierno de Canarias ha querido lanzar este jueves un mensaje a la población con motivo de la celebración del Día de la Mujer y ha pedido que el próximo 8 de marzo no se celebren manifestaciones en las islas.

Así lo ha señalado el portavoz del Ejecutivo canario, Julio Pérez, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, en el que se ha aprobado una declaración institucional con motivo del 8M, bajo el lema ‘Ahora, más juntas que nunca’, y que será objeto de lectura el próximo lunes.

Julio Pérez ha indicado que las autoridades de Salud Pública consideran que no es conveniente que haya concentraciones y aglomeraciones de personas con motivo de la celebración del Día de la Mujer.

Pérez añadió que es posible que se hayan presentado solicitudes en las oficinas de la Delegación del Gobierno y que no se hayan encontrado motivos técnicos legales para que se impidan estas manifestaciones.

Sin embargo, remarcó que el Gobierno de Canarias tiene interés en expresar su preocupación ante este tipo de concentraciones y cree que hay otras maneras de celebrar el 8 de marzo.

En este sentido, avanzó que ese día habrá un acto en Gran Canaria y otro en Tenerife donde se hará lectura de la declaración institucional en un acto que contará con el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, y la consejera de Derechos Sociales, Noemí Santana.

La propia Consejería de Sanidad ha emitido un comunicado en el que desaconseja la celebración de concentraciones o manifestaciones porque son un “vehículo de contagio” de la COVID-19 y recuerda que desde el inicio de la pandemia, la Dirección General de Salud Pública ha informado desfavorablemente ante la celebración de manifestaciones, marchas o concentraciones.

Así, remarca que los estudios epidemiológicos sobre el comportamiento del virus SARS-CoV-2 indican que la mayoría de las infecciones se producen por contacto cercano y exposiciones prolongadas a las gotas respiratorias que contienen el virus, por la inhalación de aerosoles con partículas virales en suspensión, y por contacto directo o indirecto con secreciones respiratorias infectadas.

Por otra parte, señala que existen evidencias de que el contacto social en espacios tanto abiertos como cerrados, en los que no se guardan las debidas medidas de distanciamiento y prevención, conlleva un alto riesgo de transmisión del virus.

Además, insisten en que en manifestaciones y eventos multitudinarios similares pueden darse las circunstancias que contribuyen al aumento del riesgo de transmisión del SARS-CoV-2 debido a que se produce una asistencia de un número indeterminado de personas, a que la permanencia de personas en grupos de un número superior al establecido para cada nivel de alerta y al incumplimiento del mantenimiento de la distancia de seguridad interpersonal.

A esto se suma que en estas concentraciones suelen darse actividades que generan una mayor exhalación y emisión de aerosoles, tales como hablar en voz alta, cantar o gritar y también un desplazamiento continuo de personas.

DECLARACIÓN INSTITUCIONAL

En la declaración institucional, el Ejecutivo remarca que la pandemia sanitaria “ha abierto las brechas sociales de manera aún más sangrante” y en el pasado confinamiento, incluso, las mujeres acabaron “sobrecargadas” de tareas con “triples jornadas”.

Además, se convirtieron en “soporte emocional” de toda la familia “dejando sus necesidades y cuidados relegados a un último plano” y se
consolidaron los estereotipos de género que históricamente han situado a las mujeres en el hogar y con los cuidados y, al hombre, fuera del hogar.

El Ejecutivo reivindica la labor del Instituto Canario de Igualdad (ICI) y la propia Estrategia Canaria de Igualdad pero subraya su labor transversal desde todas las áreas para promover “escudos de protección” y lucha contra la desigualdad de género.

MUJERES COMO ALIADAS Y NO RIVALES

Asimismo, resalta las “grandes aportaciones” de las mujeres canarias a la historia, a la cultura y a la ciencia, y el “gran trabajo invisible” que han desarrollado en todas las familias, muchas veces, “sin recompensa económica”.

El Gobierno canario llama a la “corresponsabilidad” en los hogares y la obligación de que los hombres, “ahora más conscientes de la importancia extrema de los cuidados, participen de manera más activa en los espacios que la historia ha dejado relegados a las mujeres”.

La declaración constituye con un llamamiento a la unidad de las mujeres: “Las mujeres como aliadas y no rivales como a veces propicia el sistema establecido, mujeres diversas pero unidas y fuertes, capaces de avanzar con fuerza y reivindicar sus derechos, la igualdad real y efectiva, la unión de las mujeres como un potente motor para el cambio y el empoderamiento individual y colectivo”.

TE RECOMENDAMOS