Cultura

Roberto Toledo Palliser coordina un laboratorio literario en Bronzo

La propuesta, que se desarrollará entre el lunes y el viernes de la próxima semana en el espacio artístico lagunero, está vinculada a la exposición colectiva 'Menudencias'

El poeta Roberto Toledo Palliser coordina la próxima semana en Bronzo un laboratorio de lenguaje. / DA

El poeta Roberto Toledo Palliser coordina un laboratorio de lenguaje en Espacio Bronzo, una actividad literaria que se desarrollará, la próxima semana, del lunes al viernes, vinculada a la exposición colectiva Menudencias, que muestra miniaturas escultóricas y literarias en su sala de la calle Núñez de la Peña, 19, en La Laguna. La actividad está diseñada para un aforo máximo de 12 personas, con tres mesas para cuatro participantes en cada una, ubicadas en la terraza exterior de la sala, en horario de 17.00 a 19.30 horas. El coste es de 30 euros y se reserva plaza mediante el envío de un correo electrónico a la dirección info@esculturasbronzo.com.

El laboratorio está organizado en torno a tres aspectos: la hilatura del verso -con sus componentes de ritmo, cadencia y sonoridad-; el haiku -entendido como el viaje del silencio que habla, la imagen que respira canto- y los procesos lúdicos: dibujar un haiku, crear un verso, la respiración del microrrelato.

La iniciativa va dirigida a personas de más de 14 años, porque ya cuentan con una estructura de lenguaje elaborada. Se trata de un taller de verano muy lúdico, participativo, en el que no se pide a las personas participantes que sepan escribir. “Vamos a aprender juntos a respirar la emoción y la palabra, a dibujarla, a dotar la palabra… Llenarla con el contenido de nuestras emociones y vaciarla de los prejuicios. Es un puzle en el que al final nos miraremos y nos entenderemos todos con nuestras potencias expresivas”, explica Toledo Palliser.

En este taller “no solo vamos a construir poemas, sino que vamos a recitar imágenes, a acariciar formas y construirlas en palabras, vamos a hacer incluso paseos por La Laguna, en los que haremos lo que es un haiku, el viaje interior a través de un paisaje; se trata de colocar la palabra dentro de nuestra emoción”, detalla el escritor.

“SOMOS LENGUAJE”

Toledo Palliser asegura, que “en el fondo, lo que planteamos es aprender a colocar la respiración del ser humano; desde que nacemos hasta que morimos, somos lenguaje… Todo en el universo se está comunicando con la otra parte del universo y una de esas formas es la literatura, que, en el fondo, es una forma especializada del lenguaje emocional, ya sea en la poesía o en el relato o en cualquier forma de oralidad o canción”.

“Es importante que aprendamos a oír qué nos dice el universo -agrega el poeta- y qué nos dicen las personas, pero también es importante aprender a decir las cosas para que los otros nos escuchen y nos entiendan, tocar al otro, que es lo que busca el lenguaje: comunicarnos con el otro y sentirnos interrelacionados, sentir que formamos parte de algo. Eso es el lenguaje y eso se puede aprender, escribir un poema, tararear una canción, entender lo que el otro nos quiere decir y hacerlo nuestro, eso se puede aprender”.

Espacio Bronzo se abre en esta ocasión a una actividad literaria en coherencia con la inclusión de la poesía en la exposición de miniaturas Menudencias. Y es que los integrantes del equipo de escultores y fundidores califican la poesía como “hermana” de la escultura.